Tad Szulc

Tad Szulc

Tad Szulc nació en Varsovia el 25 de julio de 1926. De joven fue enviado a un internado en Suiza. Posteriormente estudió en la Universidad de Brasil (1943-1945).

Szulc trabajó para Associated Press en Brasil antes de mudarse a los Estados Unidos en 1949. Cubrió las Naciones Unidas para United Press International hasta unirse a la New York Times en 1953. Trabajó como corresponsal en el extranjero e informó sobre una serie de hechos importantes. Esto incluyó el derrocamiento de Marco Pérez Jiménez, el dictador militar de Venezuela en 1958. Al año siguiente, Szulc publicó Crepúsculo de los tiranos (1959).

En 1961 Szulc descubrió que la Agencia Central de Inteligencia estaba entrenando a partidarios anticastristas en Florida y Guatemala con la idea de invadir Cuba. El artículo de Szulc fue publicado en New York Times el 7 de abril de 1961. Sin embargo, el editor eliminó los detalles de la invasión propuesta y la participación de la CIA en esta operación.

Más tarde, el presidente John F.Kennedy, dijo al New York TimesTurner Catledge, editor en jefe: "Si hubiera publicado más sobre la operación, nos habría salvado de un error colosal".

Szulc unió fuerzas con Karl E. Meyer para escribir La invasión cubana: la crónica de un desastre. La CIA no aprobó el libro y, según sus archivos, Szulc fue descrito como "anti-agencia" y "bajo sospecha de agente extranjero hostil".

Szulc también se volvió impopular entre el gobierno comunista de la Unión Soviética por sus informes sobre la Primavera de Praga. Szulc era un partidario de Alexander Dubcek y el movimiento de reforma en Checoslovaquia. En la mañana de la invasión del Ejército Rojo, Szulc escribió: "Checoslovaquia fue ocupada hoy temprano por tropas de la Unión Soviética y cuatro de sus aliados del Pacto de Varsovia en una serie de rápidos movimientos terrestres y aéreos". Esto dio lugar a que lo expulsaran del país con el argumento de que estaba "interesado en cuestiones militares secretas".

Después de dejar el New York Times en 1972 Szulc escribió varios libros, entre ellos Espía compulsivo: la extraña carrera de E. Howard Hunt (1974), una biografía de E. Howard Hunt, La crisis energética (1978), La ilusión de la paz: política exterior en los años de Nixon (1978), Fidel: un retrato crítico (1986), La Alianza Secreta (1991), Papa Juan Pablo II (1995) y Chopin en París: la vida y la época del compositor romántico (2000).

Tad Szulc murió de cáncer en Washington, D.C., el 21 de mayo de 2001.

Esta es una ciudad de secretos abiertos y rumores desenfrenados para las legiones de cubanos exiliados que planean la caída del primer ministro Fidel Castro y su régimen. Los hombres van y vienen silenciosamente en sus misiones secretas de sabotaje y allanamiento de armas a Cuba, mientras que otros se reúnen en los puntos de parada aquí para volar de noche a campamentos militares en Guatemala y Luisiana ... Los exiliados tienen la intención ... de ganar una cabeza de playa en Cuba para establecer un 'Gobierno en Armas' y luego solicitar el reconocimiento diplomático por parte de naciones extranjeras.

El tiempo de Hunt en el OSS tampoco está claro. Alguna información indica que estaba adscrito a una unidad de OSS en el sudeste asiático que ganó una mención presidencial. Es posible que Hunt perteneciera a este Destacamento No. 101 de la OSS, pero de ninguna manera es seguro. El 101, que luchó en Birmania con las guerrillas locales y se distinguió por derrotar a las fuerzas superiores japonesas, es el único Destacamento de la OSS que ha recibido una mención presidencial. (En un momento estuvo al mando de William R. Peer, quien luego se convirtió en Teniente General y estuvo a cargo de investigar la masacre de My Lai en la guerra de Vietnam). Conozco a bastantes de los 101 veteranos del Destacamento, pero ninguno de ellos recuerda la cara o el nombre de Howard Hunt.

Según el ex abogado de Hunt, William O. Bittman, Hunt estaba en una unidad de OSS trabajando con bandas de guerrilleros chinos. Este habría sido el Destacamento No. 202 de la OSS. Bittman me contó una vez que Hunt se ofreció como voluntario para atacar una unidad japonesa con el fin de evitar la masacre de algunos prisioneros estadounidenses por parte de sus captores. En su libro sobre la invasión cubana, en el que ocasionalmente recuerda otras situaciones de su pasado, Hunt menciona estar en el aeropuerto de Kunming, en el sureste de China. Kunming era la terminal para los vuelos de transporte aéreo "sobre la joroba" de Birmania que proporcionaba apoyo a las fuerzas antijaponesas en el sur de China. Fue en Kunming donde Hunt parece haber conocido por primera vez a Tracy Barnes, un destacado oficial de la OSS y más tarde de la CIA, bajo el mando de Hunt más tarde serviría en el derrocamiento del gobierno guatemalteco y en Bahía de Cochinos. En realidad, Barnes, quien murió en 1972, pasó la mayor parte de la guerra en destacamentos de OSS en Europa, pero aparentemente estaba en una misión temporal en Asia cuando conoció a Hunt.

Durante diecinueve meses en 1951 y 1952, Hunt tuvo bajo sus órdenes a William F. Buckley, Jr., quien más tarde se convirtió en el conocido columnista conservador sindicado. Buckley estaba en México para la CIA en lo que describió recientemente como un "proyecto especial tangencial". Rápidamente se hicieron amigos, y Buckley es el padrino de tres hijos de Hunt. Sigue siendo hasta el día de hoy el mejor amigo de Hunt y fue nombrado albacea de la herencia de Dorothy Hunt después de que ella muriera en un accidente aéreo en 1972.

Howard Hunt no es un hombre que crea en la jubilación o las vacaciones. En la tarde del 30 de abril de 1970, salió por última vez de la sede de la Agencia Central de Inteligencia. A la mañana siguiente, el 1 de mayo, estaba trabajando en su nuevo trabajo con la firma de relaciones públicas Robert R. Mullen & Company, en Pennsylvania Avenue en el centro de Washington.

Hunt tenía cincuenta y un años y pasaba a los cincuenta y dos, y deseaba y necesitaba desesperadamente un empleo. Su constante necesidad de dinero era un misterio para sus amigos y socios. Su pensión de la CIA era de $ 24,000 y la compañía Mullen le pagaba $ 24,000 al año. Dorothy, su esposa, trabajaba a tiempo parcial en la Embajada de España, donde escribía cartas en inglés para el Embajador. Por lo tanto, los ingresos de la familia tenían que ser de al menos 50.000 dólares, lo que no estaba mal en Washington en 1970. Además, Hunt recibía regalías residuales de algunas de las cuarenta y cuatro novelas que había publicado durante los veintiocho años anteriores.

Sin duda, la familia tenía gastos elevados y vivían bien. La hipoteca y el mantenimiento de Witches 'Island eran bastante elevados. Kevan, la hija menor, asistía a la Universidad Smith. Lisa, la mayor, tenía antecedentes de enfermedad y las facturas médicas debían ser considerables. Anteriormente, ambas niñas habían asistido a Holton Arms, una costosa escuela privada para niñas en los suburbios de Maryland, no lejos de la casa de los Hunt. La familia tenía dos autos, un Chevrolet y un Pontiac. Kevan tenía su propia camioneta roja Opel.

Los Hunts vivían cómodamente, entonces. Ante la insistencia de Howard, cenaron todas las noches a la luz de las velas. Estaban ocupados en el circuito de cócteles suburbano de Potomac. Su casa estaba llena de animales: gatos, perros y pájaros e incluso, una vez, una pequeña boa constrictor. Según todos los informes, Dorothy era una madre cálida y amorosa para sus hijos. Estaba interesada en las nuevas actividades de Howard. Ahora que había dejado la CIA, podía hablar libremente sobre su trabajo, al menos durante un tiempo. Los amigos que visitaron los Hunts durante los fines de semana los encontraron relajados y a gusto. Howard, chupando su pipa, acariciaba a uno de los gatitos. Dorothy mezcló las bebidas. Gran parte del trabajo doméstico lo hacía una mujer uruguaya que había estado con los Hunts desde sus días en Montevideo más de diez años antes. En general, era una imagen bastante agradable de una familia estadounidense acomodada, con el padre embarcado en una nueva carrera, la madre trabajando pero dedicada a los niños y a su búsqueda de la equitación, y los niños haciéndolo bien en colegio.

Sin embargo, las cosas no eran tan sencillas en el centro de Howard Hunt. En primer lugar, estaba frustrado en su trabajo. En segundo lugar, ansiaba más dinero. Evidentemente, la frustración provino de la transición instantánea de una asociación glamorosa con la CIA (así se creía) a la torpeza de escribir comunicados de prensa y otro material publicitario para la firma Mullen. Porque esto es lo que estaba haciendo Hunt en 1700 Pennsylvania Avenue, aunque afirmó ser vicepresidente de la empresa. Como Richard Helms iba a testificar en el verano de 1973 en las audiencias del Comité Selecto del Senado, Hunt había recibido trabajos poco exigentes en la Agencia en sus últimos dos años debido a los problemas médicos de su hija, que, según Helms, requerían gran parte de su atención. Aún así, fue doloroso para Hunt verse separado tan abruptamente de la CIA y de la reconfortante sensación de pertenecer a una élite, a pesar de que Hunt criticaba cada vez más a la CIA por perder su antiguo aplomo. Ahora era un forastero en la comunidad de inteligencia y un "pasado". Debe haberle dolido. Con humor o con nostalgia, Hunt decoró su bloc de notas personal, del tipo que tiene el nombre del propietario en la parte superior, con un "00?" Impreso en la esquina derecha. Este juego con el número de código "007" de James Bond, que indicaba "licencia para matar", reveló la incertidumbre de Hunt sobre su propia identidad en el contexto de una nueva vida.

Financieramente, Hunt siempre estaba "regateando" por más dinero, como informaron más tarde sus asociados de la empresa de relaciones públicas. Cuando habló por primera vez de unirse a la firma Mullen antes de su retiro de la CIA, habló de comprar en la compañía. Robert Rodolf Mullen, fundador y presidente de la junta, tenía sesenta y tantos años y estaba pensando en jubilarse. Hunt expresó interés en comprar una parte de su capital, pero cuando llegó el momento pareció tener dificultades para recaudar los $ 2000 en "fianza" que requería la firma Mullen. Más tarde, presentó un argumento a favor de un aumento salarial de $ 8,000 - esto habría elevado su salario a $ 32,000 - pero la gente de Mullen lo rechazó. Hunt hizo ruidos sobre su renuncia por el tema del dinero, pero nunca hizo nada al respecto.

En realidad, la compañía Mullen era un lugar interesante para que un hombre como Hunt estuviera en Washington en 1970. Robert Mullen, un periodista veterano, se había desempeñado como director de información pública de la Administración de la Corporación Económica entre 1946 y 1948 (siendo este último el año en que Howard Hunt usó la ECA como su tapadera de la CIA en la estación de París). No está claro si Mullen y Hunt se conocieron en esos días, aunque es posible que Mullen tuviera algunos contactos con la Agencia. En cualquier caso, las dos referencias que Hunt dio cuando solicitó el puesto en la empresa Mullen fueron Richard Helms y William F. Buckley. Helms seguía siendo entonces director de la CIA y Buckley, un viejo amigo de la CIA, era ahora un comentarista famoso. Mucha gente en Washington cree que de hecho existe una "red de viejos" de la CIA.

En el momento de la redada de Watergate y en el testimonio posterior ante el Comité de Investigación del Senado, Helms insistió en que apenas conocía a Hunt. Pero hay razones para creer que Helms era al menos bastante consciente de la existencia de Hunt. Por un lado, según altos funcionarios de la Agencia, Helms se esforzó por conseguirle a Hunt el trabajo en la estación de Madrid que Allen Dulles le había prometido. Por otra parte, Helms guardaba copias de las novelas de espías de Hunt en su oficina y, a menudo, las regalaba o prestaba a amigos y visitantes.

Watergate, la taquigrafía simbólica que usamos para describir los grandes escándalos políticos de principios de la década de 1970, no nació en el vacío. Los hombres que planearon, ordenaron y ejecutaron los crímenes de Watergate no fueron el producto ni una aberración repentina en la historia de Estados Unidos. Tanto Watergate como sus asociados fueron, en cambio, el resultado de un extraño proceso histórico estadounidense con raíces en los primeros años de la Guerra Fría.

Este proceso culminó en un plan, concebido por primera vez en la Casa Blanca de Richard M. Nixon en 1970, para aplicar las técnicas de operaciones de inteligencia extranjera de la Guerra Fría a la vigilancia política, el espionaje y el sabotaje contra los estadounidenses en casa. Watergate, por lo tanto, fue lanzado en julio de 1970, cuando el presidente Nixon aprobó un plan ultrasecreto para operaciones de inteligencia doméstica, aunque el clima psicológico para ello había existido durante mucho tiempo entre los hombres que lo idearon.

Watergate se hundió el 17 de junio de 1972, casi dos años después, cuando, a través de un puro accidente de descuido por parte del operador principal de "trucos sucios", los cinco hombres arrestados después de irrumpir en la sede en Washington del Comité Nacional Demócrata podrían ser vinculado con la Casa Blanca.

Las naciones a menudo son salvadas o deshonradas por eventos aparentemente sin importancia, apenas comprendidos en el momento de su ocurrencia. Este fue el caso de la redada de Watergate de 1972. Mirando hacia atrás, podemos estar agradecidos de que lo que la Casa Blanca al principio llamó despectivamente un "robo de tercera categoría" sucedió esa noche de junio, y que los asaltantes fueron atrapados con las manos en la masa porque expuso y, espero, mató al gran conspiración de inteligencia nacional y otras empresas secretas y siniestras que de otro modo podrían haber llevado a Estados Unidos en la dirección de convertirse en un estado policial corrupto.

Castro traicionó la revolución y utilizó a comunistas hábiles para subordinar al gobierno de Cuba a su concepto de marxismo-leninismo. Impuso a otros camaradas sobre los militares y expulsó de Cuba a los yanquis que tanto despreciaba. Szulc describe todos estos eventos, incluidas sus causas fundamentales y posibles consecuencias, de una manera que hace que el lector se pregunte si Estados Unidos pudo haber evitado a Castro o si fue una inevitabilidad histórica.

Aproximadamente en el momento en que el lector cree haber respondido a esta pregunta, el enfoque de Duarte pasa a primer plano. No había lugar para el liderazgo comunista en la democracia cristiana de Duarte. "El capitalismo de Estado ha fracasado repetidamente", escribe, "y nuestro objetivo es aumentar el sector privado permitiendo la participación de más personas". Duarte describe cómo los militares se volvieron hacia El Salvador y se alejaron de las facciones políticas. No se opone a la inversión extranjera (con conciencia social) en El Salvador.

La victoria de Castro sobre Estados Unidos en Bahía de Cochinos y la crisis de los misiles de 1962 que podría haber iniciado la Tercera Guerra Mundial están relacionadas, quizás por primera vez en detalle, en inglés, desde la perspectiva de Castro. Ciertamente, estos son capítulos importantes en este estudio definitivo, como lo es el perfil del personaje del misterioso Che Guevara, que es una parte tan importante de la historia de Castro. A fin de cuentas, estos libros son nuevos, interesantes y muy útiles para cualquier persona interesada en la cuenca del Caribe, un área que algunos estadounidenses temen que pueda ser otro Vietnam.


Tad Szulc - Historia

Copyright © 1986 por Tad Szulc

Este libro es para Marianne, de nuevo

2. Pinar del Río: un gran porcentaje de los reclutas de Moncada provino de aquí

3. aquí Isla de Pinos (ahora Isla de la Juventud), Castro y compañía encarcelados aquí, 1953-1955

4. Bahía de Cochinos (o Playa Girón), 17 de abril de 1961, invasión de exiliados

5. Santa Clara, capital de la provincia de Las Villas: la conquista culmina la campaña del Che

6. Campaña Montañas del Escambray: guerrillas no castristas en 1958 / lugar de guerrillas anticastristas, 1960-1965

7. Bayamo: ataque rebelde simultáneo a un cuartel, 26 de julio de 1953

8. Desembarco de Granma — Los Cayuelos, 2 de diciembre de 1956

9. Campo de batalla de Alegría de Pío: primera derrota de Castro

10. La Plata: la sede de Fidel en la cima de la Sierra Maestra

13. Birán: lugar de nacimiento de Fidel

14. Ataque al cuartel Santiago-Moncada, 26 de julio de 1953

15. Sierra Cristal: el "segundo frente" de Raúl Castro

16. Guantánamo — EE. UU. base naval

17. Tuxpan, México — Punto de partida de Granma, 25 de noviembre de 1955

El presidente Fidel Castro Ruz de Cuba me hizo la siguiente pregunta mientras estábamos en su oficina terminando una larga conversación poco después de la medianoche del 11 de febrero de 1985:

"¿Su punto de vista político e ideológico le permitirá contar objetivamente mi historia y la historia de la revolución cuando el gobierno cubano y yo pongamos a su disposición el material necesario?" Y agregó: "Corríamos un gran riesgo con ustedes".

Esto fue al final de cinco reuniones prolongadas y consecutivas que tuve con el presidente Castro en el Palacio de la Revolución en La Habana mientras me preparaba para escribir este "retrato", y habíamos tocado una inmensa variedad de temas relacionados con él y su historia de vida. . Mi respuesta a la pregunta del presidente Castro fue que no pensaba que existiera una objetividad total, pero que me comprometería a abordar este proyecto con la mayor honestidad posible. Le comenté que, dado que ambos éramos hombres honorables, su ideología y la mía, que difieren de la manera más absoluta como lo hicieron, no deberían interferir con la redacción de un libro honesto. El presidente Castro dijo: "Puede pintarme como un diablo siempre y cuando sea objetivo y deje que se escuche mi voz", y nos estrechamos calurosamente la mano.

Tuve mis primeras conversaciones con Fidel Castro en 1959, poco después del triunfo de su revolución, cuando estaba en La Habana como corresponsal de The New York Times. En 1961, lo acompañé en un recorrido por el campo de batalla de Bahía de Cochinos. Regresé a Cuba en enero de 1984 para entrevistar al presidente Castro para la revista Parade, y la idea de este libro nació durante un fin de semana muy largo que pasamos juntos en La Habana y el campo en interminables discusiones. Le había recordado que no existía una biografía seria de él ni un estudio completo de la revolución, y que le debía a la historia remediar esta carencia.

Seguimos intercambiando mensajes a través de diplomáticos cubanos en Washington durante el resto de 1984, e inmediatamente acordamos que no debía ser una biografía o retrato oficial o autorizado. En cambio, sería un proyecto independiente con el apoyo colaborativo del presidente Castro y sus asociados, así como acceso a materiales escritos de la revolución. Pasé un mes en La Habana a principios de 1985, manteniendo una serie de reuniones con el presidente Castro, luego mi esposa y yo nos instalamos en una casa que alquilamos en La Habana durante seis meses entre marzo y agosto (donde nos visitó el presidente Castro). . Nuestro entendimiento no requería que el presidente Castro viera el manuscrito antes de su publicación y, por lo tanto, no fue así. Estoy seguro de que cuando lo lea, no estará de acuerdo con muchas de mis opiniones y conclusiones, pero encontrará que se ha cumplido el compromiso de honestidad. Él sabe, por supuesto, que otros pueden verlo de manera diferente a como él se ve a sí mismo, y para mí, ser crítico no es una violación de su confianza.

Claramente, esta no es una biografía definitiva, principalmente porque el presidente Castro está vivo y no ha completado sus labores. Quizás solo la próxima generación de historiadores pueda intentar una biografía completa de este extraordinario personaje.Este "Retrato crítico", por tanto, busca plasmar su personalidad y la historia de su vida tal como es posible reconstruir en esta etapa. No pretende ser una historia de la revolución cubana, ni de las relaciones cubano-americanas, y por eso he evitado discutir en profundidad los logros y los problemas de la revolución. Sin embargo, Fidel Castro y su revolución son inseparables, y este retrato fue esbozado en el contexto más amplio de la historia cubana contemporánea.

Para escribirlo, entrevisté a decenas de amigos, asociados y camaradas de armas de Fidel Castro, además de mis conversaciones con él. He escuchado a muchísimos cubanos que conocen la compleja personalidad de Fidel Castro y el proceso de la revolución. Pude ver al presidente Castro en acción en ocasiones que iban desde recepciones en el Palacio de la Revolución hasta un recorrido por la prisión de la Isla de la Juventud (antes Isla de Pinos), donde había pasado casi dos años como prisionero de la Régimen de Batista. Volví a visitar Bahía de Cochinos, y mi esposa y yo subimos la Sierra Maestra hasta el puesto de mando en tiempos de guerra de Fidel Castro para tener una idea del entorno en el que luchó, inspeccionamos el lugar de desembarco del Granma que lo trajo a él y a sus rebeldes de México. y el campo de batalla cercano donde la revolución de Fidel Castro casi termina tres días después de que comenzara.

Entre las personalidades cubanas que he entrevistado y que han hecho posible este libro por el tiempo que sacrificaron se encuentran el vicepresidente de Cuba y ministro de Educación, José Ramón Fernández Álvarez, Pedro Miret Prieto, miembro del Buró Político del Partido Comunista y uno de la Presidencia. Los socios más antiguos de Castro Vicepresidente Carlos Rafael Rodríguez Ministro de Cultura y miembro del Buró Político Armando Hart Dávalos exministro del Interior y compañero de armas cercano Ramiro Valdés Menédez Faustino Pérez y Universo Sánchez, quienes estaban con Fidel Castro en el momento del casi desastre Alfredo Guevara , cuya amistad con Castro se remonta a sus días universitarios y sus primeras experiencias revolucionarias, exintegrante del Buró Político y ministro de Transporte, Guillermo García, quien fue el primer campesino de la Sierra Maestra en incorporarse al Ejército Rebelde Blas Roca, exsecretario general del Partido Comunista, y Fabio Grobart, uno de sus fundadores en 1925 Melba Hérnandez, quien luchó con Fidel en el atentado del Moncada y fue una de las primeras integrantes del movimiento revolucionario Vilma Espín, presidenta de la Federación de Mujeres Cubanas y miembro del Buró Político (y esposa de Raúl Castro) y Conchita Fernández, quien fue secretaria personal de Fidel Castro durante los primeros años de la revolución.

Es imposible enumerar aquí a todos los funcionarios, amigos y conocidos cubanos en el campo político y cultural que fueron de inmensa ayuda en mi investigación. Los dioplomats extranjeros sirvieron como guías importantes, y entre ellos quiero mencionar a Clara Nieto Ponce de Léon, ex embajadora de Colombia en Cuba y, durante nuestra estadía, directora de la oficina de la UNESCO. En la Sierra Maestra, los campesinos que conocieron a Castro durante la guerra proporcionaron relatos notables de esos días. Finalmente, nuestra investigación y entrevistas en La Habana fueron coordinadas por Alfredo Ramírez Otero y Walfredo Garciga del Ministerio de Relaciones Exteriores.

En Estados Unidos, conversaciones con Jorge Domínguez de la Universidad de Harvard Nelson Valdés de la Universidad de Nuevo México Wayne S. Smith, quien se desempeñó como jefe de la Sección de Intereses de Estados Unidos en La Habana George Volsky, quien es un periodista
nacionalista en Miami y un destacado experto en Cuba y Max Lesnick, un amigo universitario de Castro y ahora editor en Miami fueron inmensamente útiles. Numerosos cubanos que conocieron a Castro en el internado y en la universidad, y ahora están exiliados en Estados Unidos compartieron sus recuerdos. Mi agradecimiento especial es para el Excmo. Ambler H. Moss, decano de la Escuela de Graduados de Estudios Internacionales de la Universidad de Miami, y al Dr. Jaime Suchlicki, director del Instituto de Estudios Interamericanos de la Universidad de Miami, por su excelente investigación y apoyo intelectual. Gabriela Rodríguez fue una investigadora sumamente inteligente e ingeniosa. Mi esposa, Marianne, lo vivió todo: reuniones con el presidente Castro, entretener a amigos cubanos en La Habana, escalar montañas cubanas, organizar masas de material que trajimos de Cuba, investigar en Washington, leer, mejorar y editar el manuscrito.

En William Morrow and Company, mis editores, Lisa Drew era una editora con quien fue un placer trabajar. Morton L. Janklow y Anne Sibbald, mis agentes literarios, fueron maravillosamente imaginativos y alentadores.

Avanzando sobre los codos y las rodillas con tanta lentitud que su gran corpulencia apenas parecía moverse, el hombre sudoroso con un uniforme verde oliva desgarrado, gafas con montura de cuerno en la cara sin afeitar, se deslizó con cuidado por el bajo campo de caña hasta quedar completamente cubierto. por una gruesa capa de hojas. En su mano derecha, sostenía un rifle con mira telescópica, un arma calibre .30-'06 de fabricación belga, su única y más querida posesión.

El alto fusilero era un abogado de treinta años llamado Fidel Alejandro Castro Ruz, el apóstol más feroz de Cuba de una revolución social y política devastadora, y ahora, al mediodía del jueves 6 de diciembre de 1956, se enfrentaba no solo a la muerte inminente. de sus sueños, pero también de los suyos.

Los cubanos habían conocido a Castro durante años como un conspirador ruidoso e ineficaz, un perdedor. Para el mundo exterior, y notablemente para los Estados Unidos de al lado, era, a lo sumo, otro alborotador caribeño de cuya existencia la administración Eisenhower ni siquiera estaba al tanto.

Esta ignorancia estadounidense reflejaba la actitud tradicional hacia Cuba, lo más parecido que tenía Estados Unidos a un protectorado en el hemisferio occidental: Washington no debe preocuparse por la política y los políticos cubanos porque sus procónsules en La Habana siempre los mantuvieron a raya. La idea de que en unos pocos años Castro establecería el primer estado comunista en las Américas habría sido descartada como ridícula si alguien lo hubiera sugerido en diciembre de 1956.

En ese momento, de hecho, Fidel Castro y su absurdamente pequeño grupo rebelde —que había desembarcado cuatro días antes en la costa sur de su natal provincia cubana de Oriente después de un viaje casi fatal desde México— estaban completamente rodeados por tropas gubernamentales. Los expedicionarios exhaustos y hambrientos habían sido totalmente derrotados y dispersados ​​la tarde anterior en su primera batalla en tierra.

La noción de entregarse a los soldados de la dictadura del presidente Fulgencio Batista Zaldívar que él y los ochenta y un rebeldes habían llegado para derrocar nunca se le ocurrió a Castro, hijo de un español duro. Por el contrario, tenía la certeza interna del triunfo que solo los visionarios sienten cuando las probabilidades están en su contra de manera imposible y prácticamente matemática.

La última vez que estuve en La Habana para ver a Fidel Castro, se acercaba a su sexagésimo cumpleaños y lo encontré filosofando un poco sobre la vida. Entre otras nociones, creía firmemente que era su destino natural que hace más de un cuarto de siglo, había escalado las alturas y alcanzado la cúspide del poder.

El tema formó parte de una amplia conversación sobre la historia y la condición humana una tarde en su oficina en el Palacio de la Revolución, y Castro fue perfectamente práctico al reconocer que algunos líderes están destinados a desempeñar papeles cruciales en los asuntos. de los hombres, y eso, sí, era un ejemplo de ello.

Luego pasó a su tema histórico favorito, que tales líderes pueden afectar "subjetivamente" las condiciones objetivas de un país. Para Fidel este es un punto absolutamente vital en la interpretación "correcta" de la revolución cubana, en la medida en que había logrado demostrar que las teorías clásicas de los llamados "viejos" comunistas cubanos eran erróneas. Estos comunistas habían insistido en que una revolución de masas predicada por Castro en Cuba era imposible porque las "condiciones objetivas" necesarias, como las definió Karl Marx, no prevalecieron en consecuencia, le dieron la espalda a la insurrección Fidelista hasta los últimos meses. Sin precedentes, los comunistas en Cuba fueron cooptados y capturados por Fidel Castro (que no pertenecía al partido) y no al revés. Se habían colocado en una situación en la que no tenían otra opción.

En realidad, en los primeros días los comunistas ortodoxos podían tomar aún menos la herejía ideológica de Castro (o, en su opinión, la arrogancia imponente) de postular que "la personalidad de un hombre puede convertirse en un factor objetivo" en una situación política cambiante. Naturalmente, Fidel siempre se tuvo en cuenta a sí mismo en este contexto. Los tradicionales marxistas-leninistas cubanos, con sus treinta años de experiencia como partido dirigido por Moscú, con actividades limitadas a la organización de huelgas obreras de protesta o alianzas del "frente popular" con políticos "burgueses" (incluido Batista en la década de 1940), no pudieron llegar a creer que la personalidad de un solo hombre podría, en efecto, desencadenar una revolución nacional. Solo Castro y los más fieles Fidelistas podían creer tal cosa.

Cabe suponer que en 1956, el Partido Comunista de Cuba —conocido formalmente como Partido Socialista Popular y declarado ilegal por Batista tras el golpe de Estado del 10 de marzo de 1952— recibió sus órdenes (y opiniones) del Kremlin. Los soviéticos, sin embargo, evidentemente no habían aprendido nada de la guerra civil china cuando Mao Zedong demostró que, contrariamente a la teoría estalinista, el comunismo sólo podía prevalecer si contaba con el respaldo total del campesinado, el control de las ciudades no era suficiente.

Castro no estaba proponiendo una revolución campesina en Cuba, pero, como pieza central de su estrategia, preveía la expansión de la guerra de guerrillas con el apoyo de los campesinos desde un núcleo montañoso para engullir en el tiempo a toda la isla, un concepto que los comunistas ideológicos no podían. absorber. En consecuencia, el "viejo" partido envió en secreto un emisario a México en noviembre de 1956 para disuadirlo de sus planes anunciados públicamente de aterrizar en Cuba ese año "para ser libres o mártires". Las actitudes comunistas hacia Castro en esa etapa y después describen una relación inmensamente fascinante y complicada, que constituye la columna vertebral política de la revolución cubana que nunca antes se había revelado por completo.

De una manera que ni los "viejos" comunistas cubanos ni los Estados Unidos pudieron comprender en ese momento —y es posible que Moscú y Washington aún no lo comprendan del todo incluso ahora— Fidel Castro construyó su revolución principalmente sobre los sentimientos de la historia cubana. Tocó las raíces profundas de las insurrecciones de mediados del siglo XIX contra el colonialismo español y sus temas de nacionalismo, radicalismo y populismo de justicia social. Cualquiera que sea el momento de su lealtad privada al marxismo, Castro esperó más de dos años después de la victoria para identificarse públicamente con el socialismo; pudo haber sido táctico, pero también representó un reconocimiento de los sentimientos de los cubanos hacia la revolución de la Sierra Maestra.

Las dos deidades políticas más veneradas en la Cuba socialista son José Martí, el gran héroe de las guerras de independencia y uno de los pensadores más brillantes de América Latina, y Karl Marx. Sus retratos aparecen juntos en todas partes (a veces junto con los de Lenin), y es indudable que Martí, el hombre que siempre advirtió contra las ambiciones de Estados Unidos en Cuba y el Caribe, fue desde el principio el modelo personal de Castro. Y, también, es el busto de Martí, y no de Marx, el que hace guardia en todas las escuelas públicas cubanas, especialmente en las pequeñas escuelas que el régimen revolucionario construyó en las zonas montañosas más remotas. En sus discursos, Castro recuerda a sus audiencias que el sentido cubano de la historia y el nacionalismo fue tan crucial como el marxismo en el nacimiento de la gran revolución. En 1978, veinte años después de su victoria, recordó a sus compatriotas cubanos y al mundo que "no solo somos marxistas-leninistas, también somos nacionalistas y patriotas".

Con Castro gobernando como primer secretario del Cub
Partido Comunista desde 1965 (pasaron casi siete años después del advenimiento del fidelismo para convertir a Cuba en un estado comunista de pleno derecho), los conceptos "objetivo" y "subjetivo" han adquirido hoy en día un significado claro para los marxista-leninistas de la isla. El propio Fidel considera que su acercamiento a la estrategia revolucionaria brindó una importante contribución práctica al marxismo científico, a pesar de su intelecto excepcional, ha agregado poca nota al pensamiento o teoría marxista. Porque, sobre todo, Castro es un hombre de acción.

A los sesenta años, con la barba y el cabello grises, Castro busca una nueva dimensión de acción. En la tradición de José Martí, asume el manto del gran líder continental, el mayor estadista de América Latina. Es de suponer que Castro mira hacia nuevos objetivos porque está satisfecho con sus logros conceptuales e institucionales como presidente de Cuba. Si este es su juicio sobre su propio historial, la historia puede encontrar que deja mucho que desear. La revolución otorgó a Cuba dones extraordinarios de justicia social e igualdad, avances en salud pública y educación, y una distribución equitativa de la riqueza nacional, y Fidel Castro merece todo el crédito por ello. Sin embargo, su compulsión por seguir adelante con nuevas visiones lo ha dejado sin paciencia con los requisitos de seguimiento diarios de la construcción de una nueva sociedad. Su deseo de autoridad absoluta le ha negado el poder de decisión a sus subordinados, y la administración cuidadosa y responsable del país y su economía sigue siendo una necesidad desesperada de Cuba, hasta el punto en que está en juego el éxito a largo plazo de la revolución.

A mediados de la década de 1980, Castro se propuso dedicar una asombrosa cantidad de su tiempo, privado y público, a las nuevas visiones, pasando horas interminables en reuniones especiales que trataron los problemas del hemisferio y se adelantaron sobre estos temas en una avalancha de discursos y entrevistas. La propaganda oficial llenó la conciencia de los cubanos con el mito y la memoria de Simón Bolívar, el "Libertador" del siglo XIX de gran parte de América del Sur que no logró unificar a las naciones recién independizadas, demostrando cuán irresistiblemente Castro se siente atraído por las perspectivas bolivarianas. En un discurso en La Habana de 1985, entonó el grito de Bolívar "Unidad, unidad ... o la anarquía te devorará", y nuevamente hubo ecos de la profunda convicción de Castro de que algunos hombres de grandeza tienen en ellos la posibilidad de afectar el curso de la historia.


La alianza secreta: la extraordinaria historia del rescate de los judíos desde la Segunda Guerra Mundial

Un relato bien documentado y escrito de las extensas actividades encubiertas que permitieron que dos millones de judíos robaran sus casas. Szulc (Entonces y ahora, 1990 Fidel, 1986, etc.) proporciona una amplia expiación por un. Читать весь отзыв

La alianza secreta: la extraordinaria historia del rescate de los judíos desde la Segunda Guerra Mundial

La "alianza" sobre la que escribe el periodista de investigación Szulc es la establecida por los judíos estadounidenses y sus correligionarios en peligro en Europa del Este, África del Norte y Medio Oriente. El propósito . Читать весь отзыв

Другие издания - Просмотреть все

Об авторе (1991)

Tad Szulc, 25 de julio de 1926-21 de mayo de 2001 Tadeusz Witold Szulc nació el 25 de julio de 1926 en Seweryn y Janina Szulc en Varsovia, Polonia. Cuando sus padres emigraron a Brasil a mediados de los años 30, Tad fue a Le Rosey, un internado suizo. En 1941, Szulc siguió a su familia a Brasil y estudió en la Universidad de Brasil de 1943 a 1945. Después de asistir a la escuela, Szulc fue contratado como reportero de The Associated Press en Río. En 1949, llegó a Nueva York para cubrir las Naciones Unidas para United Press International hasta 1953. Luego fue contratado por el New York Times para el escritorio de reescritura nocturna, donde más tarde se convirtió en editor gerente. También escribió un artículo ocasional titulado Times Talk donde Szulc hablaba de la vida en general y sus diversos viajes. Szulc fue corresponsal extranjero del New York Times de 1953 a 1972. Fue el primer reportero en descubrir los inicios de la invasión de Bahía de Cochinos, cubrió revoluciones e intrigas de la guerra fría y, en general, siempre parecía estar en el lugar correcto en el momento adecuado para conocer la historia. En sus últimos años, Szulc escribió 20 libros. consistente en política exterior y política y los muchos escenarios que había presenciado. Escribió biografías tanto del Papa Juan Pablo II como de Fidel Castro, así como "Chopin en París: la vida y época del compositor romántico" y "La ilusión de paz: política exterior en los años de Nixon". Después de retirarse del Times, Szulc escribió libros y artículos independientes, incluido "El crepúsculo de los tiranos". Tad Szulc murió en su casa el 21 de mayo de 2001 de cáncer. Tenía 74 años.



Escritura de biografías

Los autores hablaron sobre cómo determinan sus temas para las biografías, y cómo estudian, investigan y escriben sobre estos ...

Cuba tras la visita del Papa

Los panelistas hablaron sobre el impacto de la reciente visita a Cuba del Papa Juan Pablo II. También examinaron el futuro de las relaciones ...

Diario dominical de C-SPAN

Entrevistas, videoclips y viñetas ilustraron los asuntos políticos y los eventos de la semana anterior. Las líneas telefónicas eran ...

Entonces y ahora: cómo ha cambiado el mundo

Tad Szulc habló sobre su libro que se centra en el desarrollo histórico del siglo XX. El libro, Entonces y ahora: ¿Cómo ...


Uno de los contactos de prensa privados de la CIA & # 8217 era un presunto espía soviético

Como se mencionó anteriormente, el analista senior de la CIA Ray Cline acumuló de manera encubierta una serie de contactos de prensa a los que proporcionó información para `` mejorar la relación, el entendimiento y la imagen pública de la Agencia ''. Mientras que algunas de las personas en la lista estaban bien acreditadas y tenían pasado o futuros asociados con la Comunidad de Inteligencia de Estados Unidos, los documentos revelan que al menos uno de los contactos de prensa informados por Ray Cline era un presunto agente extranjero.

Esto hace que la nota final del memorando elogiando a los contactos de prensa de Cline sea irónica y cuestionable, en el mejor de los casos.

Si bien el memorando describe algunos de sus contactos con otros miembros de la prensa, no proporciona información sobre sus contactos con Tad Szulc más allá del hecho de que sucedieron. Sin embargo, según documentos desclasificados de la CIA, se sabe que Szulc era un presunto agente extranjero, que no solo recababa información para los soviéticos o los cubanos, sino que formaba parte de una campaña de medidas activas para sabotear AMTRUNK, “uno de los más importantes anti -Operaciones de Castro ”. A mediados de la década de 1970, un alto funcionario de la CIA señaló que "un agente soviético no podría ser más beneficioso para los soviéticos y la causa comunista de lo que lo ha sido Szulc".

Se sospechaba que Szulc era un agente extranjero desde el año siguiente a su llegada a Estados Unidos.Sin embargo, no fue hasta once años después que llamó la atención de la CIA. En 1959, se presentó al Organismo en Santiago de Chile y afirmó falsamente haber sido autorizado, solicitando contactos con un representante del Organismo. Szulc fue tan persistente y se consideró tan peligroso que la Agencia emitió una advertencia generalizada.

A pesar de décadas de interés y enfoque en las "actividades anti-agencia" de Szulc, aún en la década de 1970 la CIA no pudo aclarar el estado de las conexiones extranjeras de Szulc. Nada de esto, al parecer, impidió que Cline informara a Szulc.

A pesar de sus primeras inclinaciones anticomunistas, la Agencia señaló que se había vuelto cada vez más crítico con la Agencia. Sin embargo, las acusaciones fundamentales han estado ahí desde el principio. En 1948, varias fuentes indicaron al FBI que Szulc había sido enviado por agencias de inteligencia polacas. El Organismo también creía que el matrimonio de Szulc se había concertado y celebrado con el único propósito de otorgarle la residencia permanente en los Estados Unidos.

Si bien Szulc finalmente recibió un contacto oficial de la agencia, no fue Ray Cline sino Albert Davies.

El siguiente contacto oficial de Szulc tampoco fue Ray Cline, sino Alfonso Rodríguez. Según su declaración proporcionada, Rodríguez no estaba seguro de qué hacer con Szulc.

Si bien la Agencia reconoció que la evidencia de que Szulc era un agente extranjero es limitada, y aparte de las declaraciones de fuentes confidenciales, en gran parte circunstancial. Por circunstancial que sea la evidencia, Szulc estaba bajo sospecha y sus contactos con Cline parecen no haber sido autorizados. Cline había estado llevando a cabo sus contactos de prensa clandestinos desde 1957, y solo una entrada en el memo figura como oficial. El contacto oficial fue con Alsop y no con Szulc, lo que arroja más dudas sobre si los contactos de Cline fueron sancionados. Dado el riesgo de seguridad y contrainteligencia, las preocupaciones eran reales.

Si fuera un agente extranjero, entonces la ayuda de Szulc a los soviéticos fue considerable. Él dio a conocer la historia de la invasión de Bahía de Cochinos y, según informes posteriores de la CIA, la información fue retenida por sus editores en la New York Times pronto encontró su camino hacia los soviéticos. La Agencia menciona otras correlaciones circunstanciales pero extremadamente sospechosas. La hija de Szulc, Nicole, aparentemente había ayudado a Philip Agee en su investigación para Dentro de la empresa: un diario de la CIA. Es comprensible que la Agencia se preguntara si Szulc no había ayudado a su hija en su investigación.

Se ha presentado una solicitud de FOIA para obtener más información sobre los contactos de Cline con miembros de la prensa, incluido Tad Szulc. Mientras tanto, puede leer el memorando de Cline & rsquos a continuación.


Bentalk

En la Ciudad Vieja de Jerusalén & # 8212 punto de destello de un antiguo conflicto religioso y político & # 8212, los médicos evacuan a un palestino que resultó herido en un reciente enfrentamiento con la policía israelí. "El extremismo religioso ha profundizado el conflicto israelo-palestino, pero básicamente es una lucha por la tierra y la identidad nacional", dice Philip Wilcox, ex cónsul general de Estados Unidos en Jerusalén y presidente de la Fundación para la Paz en Oriente Medio.

¿Hubo alguna vez, hace miles de años, un personaje llamado Abraham a quien más de tres mil millones de personas, más de la mitad de la humanidad, veneran como padre, patriarca y antepasado espiritual de sus creencias? Dos mil millones de ellos son cristianos, 1.2 mil millones son musulmanes y cerca de 15 millones son judíos. ¿Y Abraham había hablado verdaderamente con Dios y había celebrado con él los convenios que se convirtieron en los cimientos de estas religiones?

Los bosquejos de la vida de Abraham aparecen primero y más completamente en Génesis, el primer libro de las sagradas escrituras del judaísmo y el Antiguo Testamento de la Biblia cristiana. Abraham también aparece con frecuencia en otros escritos judíos y cristianos, incluidos el Talmud y el Nuevo Testamento, y se lo menciona una y otra vez en el Corán, el libro sagrado del Islam.

El cristianismo aceptó a Abraham como su patriarca casi en su propio nacimiento. Pablo el Apóstol escribió en la Epístola a los Romanos del Nuevo Testamento de esa fe de nuestro padre Abraham.

Y en el Magnificat de Lucas, la Virgen María dice que el Señor ayudó a su siervo Israel en el recuerdo de la misericordia mientras hablaba a nuestros padres, a Abraham ya su descendencia para siempre. El profeta Mahoma, quien enseñó los principios del Islam en el siglo VII, honró de manera similar a Abraham, a quien el Corán reconoce como uno de los profetas del Islam: Creemos en Dios y en la revelación que se nos ha dado a nosotros y a Abraham, Ismail, Isaac. , Jacob. El Corán eleva la historia de Abraham a la práctica religiosa. A los musulmanes se les ordena preferir la religión de Abraham el Hanif (monoteísta), y el Corán dice que Dios tomó a Abraham como Khalil, su "amigo".

Sin embargo, cuando pregunté a los eruditos: "¿Hubo alguna vez un hombre llamado Abraham?" la mayoría de las veces eran respetuosos (no podemos refutarlo) pero estaban convencidos de la inutilidad de tratar de encontrar un individuo de carne y hueso. "Abraham está más allá de la recuperación", dijo Israel Finkelstein, arqueólogo bíblico de la Universidad de Tel Aviv. Sin ninguna prueba de la existencia del patriarca, la búsqueda de un Abraham histórico es aún más difícil que la búsqueda de un Jesús histórico.

Se nos dice que lo importante es evaluar el significado y el legado de las ideas que Abraham llegó a encarnar. Se le considera más famoso como el fundador del monoteísmo, aunque Génesis nunca le atribuye esto. Sin embargo, las historias describen su hospitalidad y tranquilidad y, lo más importante, su fe y obediencia a Dios.

Independientemente de lo que los eruditos puedan decir sobre la historia de Abraham, Génesis proporciona una narrativa irresistible. Así que me puse en camino durante el año 2000, siguiéndolo a través de Génesis, manteniendo a mi alcance otros escritos bíblicos y la erudición moderna. Como dice el Génesis, Abraham nació en Ur de los caldeos, viajó a Harán, de allí a Canaán y al oeste a Egipto. Regresó a Canaán, a Hebrón, donde murió y fue enterrado en una cueva junto a su esposa Sara.

¿Cuándo habrían tenido lugar estos vagabundeos? La erudición islámica no profundiza en los orígenes de Abraham, y en las otras dos religiones no existe un consenso firme. Trabajando con los linajes registrados en la Biblia, algunos eruditos sitúan a Abraham alrededor del 2100 a.C. Varios historiadores que han casado la historia bíblica con la arqueología convergen en el período del 2000 al 1500 a.C. otros argumentan que lo máximo que se puede decir es que una figura de Abraham podría haber precedido a la monarquía israelita, que comenzó alrededor del 1000 a.C.

A pesar de todo su misterio, Abraham permanece intensamente vivo hoy. De hecho, incluso podemos estar asistiendo a un renacimiento de su memoria. El Papa Juan Pablo II, el ardiente campeón de Abraham, esperaba fervientemente hacer una peregrinación a principios del año milenario en honor al patriarca, porque judíos, cristianos y musulmanes se consideran descendientes espirituales de Abraham. En 1994, el Papa me dijo que ir a Ur era su sueño. "Ninguna visita a las tierras de la Biblia es posible sin un comienzo en Ur, donde todo comenzó", dijo. Pero en el último momento, a fines de 1999, Saddam Hussein, el dictador iraquí, canceló la invitación.

El pontífice anunció que, en cambio, llevaría a cabo en el Vaticano "una conmemoración espiritual de algunos de los eventos clave de la experiencia de Abraham". El 23 de febrero de 2000, Roma presenció la entrega de un enorme auditorio del Vaticano a Abraham. Cuando el Papa encendió ramas en un altar recordando el lugar del inminente sacrificio de Abraham de su hijo, el humo y el incienso llenaron el auditorio. Por un momento, 6.000 de nosotros revivimos la historia.

¿Por qué Abraham está tan vívidamente vivo hoy? La fe, judía, cristiana e islámica, y su majestuosa pero esquiva presencia proporcionan una respuesta. Pero la explicación más elocuente que he escuchado se originó con el rabino Menahem Froman, que vive cerca de Hebrón. Dijo: "Para mí, Abraham es filosofía, Abraham es cultura. Abraham puede ser histórico o no. Abraham es un mensaje de bondad amorosa. Abraham es una idea. Abraham lo es todo. No necesito de carne y hueso".

Y Taré tomó a Abram su hijo, a Lot, hijo de Harán, su nieto, ya Sarai su nuera. . . y partió con ellos desde Ur de los caldeos hacia la tierra de Canaán. (Génesis 11:31)

Mi búsqueda de Abraham comenzó con un viaje en taxi de 500 millas (805 kilómetros) desde Ammán, la capital de Jordania, hasta Bagdad, en Irak. Esto fue seguido por una carrera de 200 millas (322 kilómetros) hacia el sureste a través de un páramo de arena y matorrales. Cruzando el río Éufrates, atravesé media docena de puestos de control militares y llegué por fin a Ur, que se cree que es el lugar de nacimiento de Abraham. Mi primera impresión fue de absoluta decepción: Ur estaba polvoriento y desamparado, sin pulso discernible. El único punto de referencia visual era la torre de ladrillo en forma de pirámide, o zigurat, construida en homenaje a Sin, el dios de la luna, alrededor del 2100 a.C.

Un fuerte viento del este se levantó cuando Dheif Mushin me guió por el sitio de la antigua ciudad, que cubría aproximadamente 120 acres (49 hectáreas). Fundada en algún momento del quinto milenio a.C., Ur fue desenterrada durante las décadas de 1920 y 1930 por una expedición dirigida por el arqueólogo británico Leonard Woolley. Junto con el zigurat, el equipo encontró tumbas reales y restos de casas en las calles de la ciudad, a las que Woolley dio nombres tan incongruentes como Church Lane y Paternoster Row. Las tumbas contenían decenas de impresionantes objetos en oro, plata y piedras preciosas, lo que confirma que Ur estaba en el corazón de una civilización rica y poderosa.

"Esta es la casa", declaró Mushin, un hombre delgado y de ojos azules de 41 años. Habíamos llegado a la esquina de Church Lane y Broad Street y estábamos mirando hacia un pozo poco profundo cerca de los restos del palacio de la gloriosa tercera dinastía de Ur. , que duró del 2100 al 2000 a. C. En el pozo había un piso de piedra cuadrado y paredes parcialmente restauradas & # 8212 las ruinas de una de las casas más grandes que Woolley excavó en Ur & # 8212 que databa entre 2000 y 1595 a. C. Woolley hizo gran parte de su "descubrimiento" del lugar de nacimiento de Abraham, por lo que fue nombrado caballero. Aunque la posibilidad de que Abraham hubiera vivido realmente en esta casa era remota, no pude evitar emocionarme con la idea.

"Debes imaginar a Ur como era", me dijo Piotr Michalowski, una autoridad en la antigua Mesopotamia de la Universidad de Michigan en Ann Arbor, antes de partir hacia Irak. "En el tercer milenio Ur era la metrópoli de Mesopotamia & # 8212 un puerto en el Éufrates muy cerca del Golfo Pérsico". El río trajo abundantes aluviones hasta Ur, creando una llanura aluvial que dio un sustento generoso a una población de quizás 12.000 en el pico de la ciudad alrededor del 2100 a.C. Desde entonces, dijo Michalowski, la línea de la costa se retiró 161 kilómetros, dejando a Ur detrás de las arenas.

Debemos nuestro conocimiento de la región a los mesopotámicos, quienes inventaron la escritura cuneiforme alrededor del 3200 a.C. Produjeron cientos de miles de tabletas y cilindros de arcilla que relatan la vida. Ur solo ha producido miles de textos de la tercera dinastía.

"Tenemos muchos archivos de aproximadamente el siglo XIX a. C. que se ocupan de las empresas marítimas", dijo Michalowski, editor del Journal of Cuneiform Studies. "Veo un centro urbano próspero, con calles estrechas y bulliciosas llenas de tiendas, donde los artesanos hacían de todo, desde artículos de cuero hasta adornos preciosos. Ur era un importante centro comercial y uno podría pensar en Venecia en días posteriores". El tráfico de embarcaciones fluviales, carros de ganado y caravanas de burros unía Ur y Mesopotamia con los actuales Irán, Turquía y Afganistán, así como con Siria, Israel y Egipto. Las palmeras datileras crecían en el campo y los canales de riego del Éufrates y el Tigris, que luego fluían más cerca de la ciudad, hicieron posible la agricultura: cebada, lentejas, cebollas, ajos. Las ovejas y las cabras suministraron manteca y lana.

Era fascinante pensar en un Abraham creciendo en Ur. Me imagino a un adolescente delgado de mediana estatura, vestido con cuero y lana cómodos, yendo a la escuela, jugando con sus hermanos, Nahor y Haran, y sus amigos. "Sólo una pequeña proporción de la población sabía leer y escribir", dijo Michalowski. "Si Abraham sabía leer y escribir, eso significaría que había estudiado en la casa de un sacerdote o burócrata que le habría enseñado una amplia gama de habilidades. Habría estudiado idiomas, aritmética y contabilidad, pero sobre todo habría estado inmerso en la literatura sumeria. Este sería el medio intelectual en el que creció ".

Veo a Abraham convertirse en un joven duro y compacto con evidentes habilidades de liderazgo. Pudo haber adorado a Sin, el dios de la luna y la principal deidad de Ur. "Los mesopotámicos adoraban un panteón de deidades, incluidas las más importantes como Sin", dijo Michalowski, "pero cada persona también tenía un dios personal adicional". Me pregunté si, de alguna manera, las reflexiones de Abraham sobre el dios de la luna lo habían llevado a la idea de que el mundo está gobernado por un solo Dios.

En mi búsqueda de Abraham, la inspiración divina me habría ayudado. Fue frustrante encontrarme continuamente suspendido entre diferentes conjuntos de leyendas & # 8212 como realidades virtuales & # 8212 sin hechos para dirigir mi investigación.

Para los registradores de las Escrituras, el concepto de tiempo era tan elástico que la historia familiar de Abraham pone a prueba la credulidad. En Génesis, toda la historia del linaje de Abraham se cuenta en un lenguaje comprimido y sin aliento, comenzando con Noé y el diluvio, luego continuando con el hijo de Noé, Sem y los hermanos de Sem y su progenie. Si esta genealogía se toma literalmente, habría abarcado siglos y diez generaciones desde Noé hasta Abraham.

Dado el vacío de evidencia, es comprensible que los historiadores y arqueólogos estén enzarzados en un debate sobre la existencia del patriarca y el momento de su nacimiento. Abraham Malamat, un septuagenario ágil que es profesor emérito de historia judía en la Universidad Hebrea de Jerusalén, cree que Abraham pudo haber vivido en algún momento entre 2000 y 1800 a.C. "La Biblia y todo el cuerpo de la historia del antiguo israelita hacen que este sea el marco de tiempo más plausible para Abraham", me dijo Malamat una noche nevada en su apartamento de Jerusalén. "Posiblemente somos las personas más cercanas al tema. Un historiador está más cerca que un arqueólogo".

Israel Finkelstein, presidente del departamento de arqueología de la Universidad de Tel Aviv, sostiene que los documentos escritos no son la única fuente para reconstruir la historia. "En los últimos 20 años, la arqueología se ha convertido en la principal herramienta para estudiar las primeras fases del antiguo Israel. La arqueología es a veces la única herramienta". No hay evidencia arqueológica, dice Finkelstein, de que los camellos, que a menudo se describen en Génesis como bestias de carga, fueran ampliamente utilizados para transportar mercancías hasta después del 1000 a.C. Él ve esto como solo una pista de que la forma de vida reflejada en las historias sobre Abraham es la de una época mucho más tardía que el período de 2100 a.C., al que llegaron algunos eruditos al estudiar los linajes en la Biblia. "Si hubo un Abraham histórico o no, no puedo decirlo. Pero gran parte de la realidad detrás de Abraham en Génesis probablemente debería estar fechada en el siglo VII a. C."

Ur es otro ejemplo de ello. Los escritores del Génesis se refieren a él como Ur de los caldeos, pero los eruditos están de acuerdo en que las escrituras son confusas, porque los caldeos no aparecieron en Mesopotamia hasta principios del primer milenio antes de Cristo. Finkelstein sugiere que esto es una confirmación más de que las historias del Génesis surgieron en ese momento, cuando la gente de Judá buscaba construir una identidad nacional en un mundo hostil.

Le pregunté a Abraham Malamat sobre estas confusiones. "Hay anacronismos como los camellos & # 8212 es posible que tenga algunos anacronismos & # 8212, pero esto no destruye el panorama general". Más bien, dice, estas inconsistencias deben ser vistas como adiciones posteriores de los escritores bíblicos y, por lo tanto, poco relevantes para propósitos de datación.

En medio de todas las incertidumbres, una cosa parecía clara mientras escalaba el famoso zigurat en Ur con Dheif Mushin: para los antiguos, la torre de tres niveles debe haber sido un poderoso símbolo de la solidez de las creencias tradicionales. El gran monumento me acercó a comprender la magnitud de la ruptura de Abraham con esas creencias. Nunca lo sabremos, pero quizás sus primeras experiencias en Ur lo prepararon para la chispa de inspiración que lo llevó a & # 8212 y a la humanidad & # 8212 a un gran viaje.

Tanto en la antigua Mesopotamia como en el Medio Oriente actual, los conflictos armados eran frecuentes. Los textos cuneiformes registran un ataque de los ejércitos elamitas del Irán actual alrededor del año 2000 a.C., y una interrupción de este tipo puede haber contribuido a que Abraham abandonara Ur. Cualquiera que sea la razón, Génesis nos dice que se fue hacia la tierra de Canaán con Taré, Sara y su sobrino, Lot, y llegaron a Harán y se establecieron allí.

"Asentarse y comenzar de nuevo, librar la guerra y hacer la paz, librar batallas y concluir tratados" & # 8212 este iba a ser el ritmo básico de la vida de Abraham, escribe Karl-Josef Kuschel, profesor de teología en la Universidad de Täbingen en Alemania. El viaje de 600 millas (966 kilómetros) desde Ur debe haber llevado a la familia y su caravana de burros varios meses mientras avanzaban hacia el norte por el valle del Éufrates hasta Harán. La ciudad se encuentra a orillas del río Balikh en el cruce de importantes rutas comerciales en el Creciente Fértil. Como Ur, era un importante centro de adoración del dios de la luna, Sin.

En Harán, Abraham se habría encontrado en medio de una comunidad clamorosa de amorreos, hurritas y otros grupos étnicos. Harán hoy es un polvoriento pueblo turco de alrededor de 500 personas que viven en casas de arcilla con forma de colmena, unidas por arcos para aumentar la sombra y la circulación del aire. Numerosas excavaciones arqueológicas muestran que los constructores en la antigüedad también buscaron, mediante el uso de muros gruesos y patios abiertos, moderar los efectos de las temperaturas que pueden superar los 120 ° F y los 176 ° F.

Con Aydin Kudu, un joven guía de Estambul, visité los restos de una casa en una pequeña colina en el centro de Harán, donde, según la leyenda local, vivía Abraham. A juzgar por su configuración, esta espaciosa construcción había pertenecido a una familia numerosa y próspera. Sentados en un muro bajo, Aydin y yo especulamos que la familia de Abraham debió haber sido bastante acomodada durante los años que vivieron en Harán. Después de la muerte de Taré, su padre, Abraham, como padre de familia, habría supervisado los rebaños de la familia, intercambiado lana por trigo con los agricultores y reclutado gente local para su creciente clan. Al ver la multitud de ovejas alrededor de Harán, me sorprendió que la escena de hoy probablemente no fuera muy diferente a la de la época de Abraham.

Más tarde, traté de extraer al menos una nueva leyenda abrahámica de Suleyman Sanäar, un anciano de la aldea. Sanäar, un musulmán digno de 63 años con una impresionante barba blanca, me había invitado a su casa para tomar té ceremonial y pan de pita con algunos amigos.Pero todo lo que recibí fue la sugerencia de que un rey de la región a principios del segundo milenio a.C. era el tío de Abraham. Tales historias existen para complacer a los visitantes, pequeños grupos de los cuales & # 8212 principalmente cristianos & # 8212 vienen en autobús todas las semanas para buscar la herencia de Abraham.

Si la arqueología nos niega cualquier evidencia directa de Abraham, el nombre de Taré aparece tentadoramente en tablas cuneiformes. Ömer Faruk Harman de la Universidad de Mármara en Estambul advierte que "Terah" casi con seguridad no es un nombre personal. Probablemente sea el nombre de un clan o el nombre de una ciudad en el extremo norte de Siria o, más probablemente, en el sureste de Turquía, no lejos de Harán. Aún así, Abraham era un hijo de Taré, lo que puede establecer la conexión entre Abraham y Harán.

Mientras estaba en Harán, hice un viaje a un lugar que afirma tener su propia conexión íntima con el patriarca. Şanliurfa (conocida como Urfa hasta la Primera Guerra Mundial) es una ciudad agradable y relajada a casi medio millón de horas en coche. Algunos eruditos creen que debido a que Şanliurfa está mucho más cerca de Harán que Ur, es el candidato más lógico para el lugar de nacimiento de Abraham. De cualquier manera, la paternidad de Abraham es una bendición para el turismo, y la ciudad ha instituido festivales anuales de Abraham que aumentan las arcas de la ciudad.

No es sorprendente que Şanliurfa esté plagado de leyendas sobre Abraham. Uno dice que nació en una cueva al pie de un afloramiento rocoso en la parte sur de la ciudad. Según este relato, Abraham envejeció un mes el primer día después de su nacimiento y cumplió 12 años en su primer cumpleaños. Su fe en un solo Dios lo llevó a aplastar figuras de deidades e ídolos. Furioso, el rey Nimrod ordenó que se quemara a Abraham, pero se materializó un enorme charco de agua que apagó el fuego y troncos en llamas se convirtieron en peces feroces que salvaron a Abraham. A pocos pasos de la cueva, dos grandes piscinas & # 8212Halil üÖr Rahman y Aynzeliha & # 8212 simbolizan el milagro. Están provistos de una plétora de carpas gordas que se cree que son sagradas: el que coma la carpa de Abraham quedará ciego.

Muchos de los peregrinos de Şanliurfa vienen de Irán, y los autobuses llegan algunas veces a la semana con fieles musulmanes, principalmente mujeres, con la cabeza cubierta con pañuelos. Los fieles entran en la cueva a través de una pequeña mezquita con un minarete, pasan unos minutos dentro orando y luego se van. Algunos rezan afuera en el muro bajo de piedra alrededor de la mezquita, inclinándose sobre él o postrándose en el suelo. La tarde de mi visita, una anciana solitaria con un pañuelo negro en la cabeza estaba rezando en la pared mientras un relámpago pasaba por encima de mi cabeza.

Dondequiera que Abraham nació & # 8212Şanliurfa o Ur o en algún otro lugar & # 8212 fue en Harán, dice el Génesis, que recibió las palabras que establecieron su relación de obediencia con Dios. Una vez más, tendría que dejar su casa. Y el Señor le dijo a Abram: "Sal de tu tierra y de tu lugar de nacimiento y de la casa de tu padre a la tierra que te mostraré. Y haré de ti una gran nación y te bendeciré y engrandeceré tu nombre, y tú ser una bendición."

Como escribe Robert Alter de la Universidad de California, Berkeley, "Abram, una mera figura en una notación de genealogía y migración. Se convierte en un personaje individual. Cuando Dios se dirige aquí a él".

La única vez que estuve a punto de vislumbrar al patriarca como individuo fue en Jerusalén, cuando Abraham Malamat me mostró un libro que contenía reproducciones de un fresco pintado en un antiguo palacio en Mari, Siria, a unas 200 millas (322 kilómetros) al sureste de Harán. Data de principios del segundo milenio a.C., que Malamat cree que es el período adecuado para Abraham, el palacio, junto con decenas de miles de tablillas cuneiformes, fue excavado por una expedición francesa a partir de 1933.

Lo que vi fue a un hombre de aspecto poco heroico, piel marrón y una pequeña barba negra. Lleva una gorra negra con una diadema blanca, y la cabeza de dos cuernos de un toro de sacrificio descansa junto a su regazo. "Su rostro es característico del tipo semítico occidental", dijo Malamat. “También lo son el gorro y el toro. Creo que lo más probable es que Abraham descendiera de tribus nómadas semíticas occidentales, probablemente de Siria o del sur de Mesopotamia.

"Esta imagen, en mi opinión, se acerca a la de Abraham", continuó Malamat. "Tal vez sea un concepto, pero su figura tiene sentido. Hay cuadros en las paredes de Mari, figuras que pueden ser cercanas a Abraham, Isaac y Jacob".

Era el viejo acertijo: sin una prueba clara, lo único que se puede decir sobre Abraham es: "En mi opinión".

Abram tenía setenta y cinco años cuando salió de Harán. Y Abram tomó a Sarai su esposa y a Lot su sobrino y todos los bienes que habían obtenido. . . y se pusieron en camino a la tierra de Canaán, y llegaron a la tierra de Canaán.

Lo mejor que se puede reconstruir a partir de mapas imprecisos del antiguo Creciente Fértil, Abraham viajó al suroeste desde Harán a través de Siria, pasando por Damasco. Le habría acompañado un gran número de criados. El cruce de Abraham hacia Canaán me dio la sensación de que estaba emergiendo de una niebla y comenzando a ver el paisaje histórico. Génesis no solo es una hoja de ruta más detallada desde este punto en adelante & # 8212; nombra Canaán y lugares específicos allí & # 8212, sino que la historia misma es razonablemente explícita sobre la región y las personas que Abraham habría encontrado en la Tierra Prometida.

Canaán, que fluía leche y miel, como lo describe la Biblia, se extendía aproximadamente desde Siria en el norte hasta Egipto en el sur. Los cananeos produjeron un tinte púrpura inusual hecho de mariscos, tanto que la región llegó a ser llamada "la tierra de la púrpura". Eran comerciantes activos & # 8212un significado de "cananeo" era "comerciante" & # 8212 y, como tales, estaban sujetos a las influencias de las civilizaciones que los flanqueaban, Egipto y Mesopotamia. Alrededor de la época en que Abraham pudo haber llegado, Mesopotamia era una fuente especialmente importante de bienes, personas e ideas.

Y Abram cruzó la tierra hasta el lugar de Siquem, hasta el terebinto del oráculo, proclama el Génesis. Siquem es una de las ciudades más antiguas de Oriente Medio, que data de principios del segundo milenio antes de Cristo. Situada al oeste del río Jordán, es la actual Naplusa, una bulliciosa ciudad de 130.000 habitantes bajo el control de la Autoridad Palestina. En Siquem, Dios se apareció a Abraham y le dijo: "A tu descendencia daré esta tierra". El Génesis no da respuesta de Abraham, pero señala que él construyó un altar al Señor.

En cuanto a la religión cananea, Abraham se habría encontrado con una religión centrada en la fertilidad con festivales estacionales y sacrificios de animales. En Levítico y Deuteronomio, la Biblia retrata a los cananeos como adoradores de ídolos que realizaban sacrificios humanos y practicaban sexo desviado, prácticas vistas como una amenaza para un monoteísmo emergente, pero ni la arqueología ni los textos cananeos apoyan esta descripción de los cananeos.

En Nablus me encontré con Avner Goren, un arqueólogo con un conocimiento enciclopédico de la historia bíblica. Fuimos a buscar evidencia del Siquem de Abraham, pero no encontramos nada que pudiera relacionarse con el patriarca. Todo parecía armonioso mientras estábamos allí, pero en poco tiempo estallarían batallas letales entre palestinos e israelíes. El fuego de armas automáticas llenaría el aire alrededor de la tumba que se cree que es del profeta José, bisnieto de Abraham. Canaán sigue siendo un campo de batalla, ya que ha estado intermitente durante miles de años.

Génesis no dice nada sobre cuánto tiempo permaneció Abraham en Siquem. Todo lo que aprendemos es que a partir de ahí levantó sus apuestas. . .para la región alta al este de Betel y plantó su tienda con Betel al oeste y Hai al este, y edificó allí un altar al Señor, e invocó el nombre del Señor. Algunos eruditos creen que, dado que Betel era un sitio de culto cananeo, la Biblia, al conectar directamente a Abraham con él, proporcionó a los hebreos una forma de reclamarlo como propio.

Desde Betel, la moderna ciudad árabe de Baytin, Abraham viajó hacia el sur hasta el desierto de Negev. Era principalmente un viaje cuesta abajo, sobre matorrales y hacia los páramos. El riego hace que el Negev florezca hoy, pero en la época de Abraham, una extensión rocosa y seca llenaba el paisaje entre Beersheba y el Golfo de Aqaba. Para empeorar las cosas, una sequía especialmente severa golpeó al Negev poco después de su llegada, lo que lo obligó a moverse nuevamente. Abram descendió a Egipto para residir allí, porque el hambre era grave en la tierra. La atracción de Egipto era el Nilo y su delta extravagantemente fértil.

En este punto, Abraham debió estar cuestionando las promesas de Dios de que le daría un hijo y una patria. Todavía no tenía hijos y, después de llegar a Canaán, había sido desarraigado una vez más.

Una mañana de primavera conduje desde El Cairo a Avaris, un sitio arqueológico en Tell el Daba, donde Abraham pudo haberse establecido. La zona produce arroz, maíz, algodón y, durante los meses de primavera, trigo. Manfred Bietak, presidente del Instituto de Egiptología de la Universidad de Viena, me recibió cordialmente y dirigió la excavación del sitio.

"Absolutamente en blanco", fue su respuesta inmediata cuando le pregunté qué dicen las fuentes históricas egipcias sobre Abraham. "En lo que respecta a los egipcios", dijo, "es como si Abraham nunca hubiera puesto un pie en el delta".

El momento de la llegada de Abraham al delta es tan indeterminado como el lugar donde se estableció. Algunos eruditos creen que una figura de Abraham podría haber llegado a Egipto en la época de los hicsos (palabra egipcia que significa "gobernantes extranjeros") en la primera mitad del segundo milenio a.C., pero la mayoría argumenta que habría estado allí mucho antes.

Quienquiera que fuera el faraón durante la estadía de Abraham en Egipto, estaba implicado en la vida de Abraham de la manera más íntima. Cuando Abraham se acercó a la frontera con Egipto, le dijo a Sarai su esposa: "Mira, sé que eres una mujer hermosa, y cuando los egipcios te vean y digan: 'Ella es su esposa', me matarán mientras tú te dejarán vive. Di, por favor, que eres mi hermana, para que me vaya bien en tu cuenta y yo me mantenga con vida gracias a ti ".

Génesis continúa, y los cortesanos de Faraón la vieron y la alabaron ante Faraón, y la mujer fue llevada a la casa de Faraón. El hecho de que Sara ya no fuera una mujer joven no pareció haber desanimado al faraón.

El Génesis no ofrece juicios morales sobre este peculiar giro de los acontecimientos, ni entra en ningún otro aspecto de la vida de Abraham cuando se presume que Sara estaba en el harén del faraón. El Comentario Bíblico de New Jerome, una compilación de estudios bíblicos en gran parte católicos romanos, sugiere que el engaño de Abraham pone en duda su fe en que Dios lo protegería y cumpliría la promesa de que, a tu descendencia, le daré esta tierra. El Comentario de la Torá de JPS, un análisis judío, señala que Abraham se habría equivocado si hubiera esperado que Dios obraría un milagro para sacarlo de este aprieto. Al final resultó que, Dios intervino. Y el Señor afligió a Faraón y a su casa con plagas terribles a causa de Sarai, esposa de Abram.

La falta de detalles sobre el comportamiento de Abraham es un ejemplo frustrante de las brechas generadas por la transformación de las tradiciones orales en las historias escritas del Génesis. Si el engaño de Abraham está abierto a interpretación, la reacción del faraón fue muy clara. Y el Faraón llamó a Abram y le dijo: "¿Qué es esto que me has hecho? ¿Por qué no me dijiste que era tu esposa? ¿Por qué dijiste: 'Es mi hermana', de modo que la tomé como esposa? , aquí está tu esposa. ¡Cógela y lárgate! "

Abraham era un hombre rico cuando salió de Egipto & # 8212 cargado de ganado, plata y oro. A estas alturas lo veo, conscientemente o no, comenzando a sentar las bases para el establecimiento de la religión monoteísta. Para comprender la conexión de Abraham con el monoteísmo, dice James Kugel de la Universidad de Harvard, hay que mirar más allá del propio Génesis, que no dice nada directamente al respecto. "Siglos y siglos después de que Abraham pudiera haber vivido, hubo intérpretes que leyeron su historia en el Génesis. Estos intérpretes vivieron alrededor del siglo III a. C. en adelante. Cuando llegaron al capítulo 12, dijeron: 'Oh, ¿por qué Dios comienza a hablar con Abraham y prometerle todas estas cosas maravillosas, como convertirlo en una gran nación. Finalmente fueron al Libro de Josué, donde dice que toda la familia de Abraham adoraba a otros dioses ". Kugel dice que los intérpretes concluyeron que Abraham era el único que no adoraba a estos otros dioses.

En numerosas obras posteriores, incluido el Libro de los Jubileos (que se encuentra con los Rollos del Mar Muerto), el Nuevo Testamento, los primeros escritos cristianos y el Corán, Abraham se presenta como un modelo de fe y monoteísmo puro. La idea se puso de moda y se fijó.

Después de regresar a Canaán, Abraham resolvió una disputa por la tierra entre sus pastores y los de su sobrino, Lot, que había salido de Egipto con él. No lo hizo peleando, sino dejando que el joven decidiera. Lot escogió el valle verde del río Jordán hasta la orilla más al sur del Mar Muerto, donde estaban las ciudades de Sodoma y Gomorra. Abraham, conocido cada vez más como un pacificador, se contentaba con permanecer entre las montañas y los desiertos de la Tierra Prometida, estableciendo su hogar temporal bajo los terebinos en Mamre.

A estas alturas, Dios se había aparecido a Abraham, reconfirmando su regalo de la Tierra Prometida. Levanta los ojos y mira desde el lugar donde estás, al norte y al sur, al este y al oeste, porque toda la tierra que ves, te la daré a ti ya tu descendencia para siempre ... Levántate, camina por la tierra a lo largo y a lo ancho, porque a ti te la daré. "

En el antiguo Medio Oriente, caminar alrededor de una propiedad era un ritual para tomar posesión final de un terreno. Génesis no menciona que Abraham cumplió la orden de Dios de caminar por la tierra. Pero el Génesis Apocryphon, un texto interpretativo que se encuentra en la década de 1940 entre los Rollos del Mar Muerto, llena este espacio en blanco, describiendo extensamente un viaje que Abraham hizo alrededor de la Tierra Prometida.

Para mostrar su gratitud a Dios, Abraham construyó un altar en Hebrón, que se encuentra en un hueco en las montañas de Judá, a unas 15 millas (24 kilómetros) al suroeste de Jerusalén. Aunque Israel retiró en gran parte sus fuerzas militares de la ciudad abrumadoramente árabe en enero de 1997 como parte del proceso de paz con la Autoridad Palestina, el gobierno israelí mantuvo el control de una franja que incluía un pequeño barrio judío a lo largo de la calle al Shuhada en el centro del casco antiguo. . Unos 450 judíos viven en la calle al Shuhada (con 210.000 árabes a su alrededor), que estaba cerrada al tráfico árabe y custodiada en ambos extremos por soldados israelíes. Me pareció inquietante conducir por la calle silenciosa y vacía, con los escaparates cerrados.

En Hebrón, Abraham se encontró de repente como un comandante militar activo. Un emisario le informó que Lot había sido capturado en Sodoma por cuatro reyes belicistas. El Génesis, que a veces es muy preciso, relata que Abraham reunió a 318 de sus sirvientes y golpeó al enemigo por la noche, persiguiéndolos al norte más allá de Damasco en Siria y liberando a Lot.

Al regresar triunfante, Abraham llegó a Salem, la ciudad que probablemente se convirtió en Jerusalén, sagrada para judíos, cristianos y musulmanes. Pudo haber sido allí donde tuvo una "conversación" con Dios en la que expresó sus dudas sobre las promesas divinas. Como señala Robert Alter de UC Berkeley, "Este primer discurso a Dios revela una dimensión humana hasta ahora desconocida de Abram". La promesa de Dios de una recompensa muy grande impulsó a Abraham a quejarse de lo que pensaba que había sido el fracaso del Señor en cumplir las promesas anteriores. Él dijo: "Oh mi Maestro, Señor, ¿qué puedes darme cuando vaya a mi fin sin hijos ... a mí no me has dado semilla?".

Dios respondió: "Mira a los cielos y cuenta las estrellas ... Así será tu simiente".

Ese día, dice el Génesis, Dios hizo un pacto con Abraham: "A tu descendencia le he dado esta tierra desde el río de Egipto hasta el gran río, el río Éufrates".

De Salem, Abraham fue a Mamre y Hebrón, donde ahora pasaba la mayor parte de su tiempo. Lo visualizo como un gran anciano, sentado debajo de un árbol, impartiendo sabiduría, supervisando las finanzas familiares y, por supuesto, hablando con Dios.

En este punto, Génesis registra un evento que influiría profundamente en el curso de la historia mundial. En el antiguo Medio Oriente, las esposas que no podían tener hijos animaban a sus maridos a procrear con esclavos o concubinas. Así Sara, que era estéril, convenció a Abraham de que tuviera un hijo con Agar, una esclava egipcia que probablemente se había quedado con ellos desde la expulsión del clan por parte del faraón.

El nacimiento de Ismael, el primer hijo de Abraham, presagió el surgimiento en Arabia en el siglo VII d.C. de una nueva religión & # 8212Islam & # 8212 bajo la guía del Profeta Muhammad. El Corán llama al primer hijo de Abraham un apóstol (y) un profeta. Era sumamente aceptable a los ojos de su Señor. El pedigrí de Ismael dio legitimidad a la nueva fe, pero el Corán nunca menciona el nombre de Agar.

Abraham primero, luego Ismael, son los modelos perfectos de piedad para los musulmanes. El nombre de Abraham aparece en 25 de los 114 capítulos del Corán, y hasta el día de hoy, Ibrahim e Ismail son nombres comunes entre los musulmanes. "El Corán explica que todas las verdaderas revelaciones provienen de Dios", dice John Voll, profesor de historia islámica en el Centro de Comprensión Musulmán-Cristiana de la Universidad de Georgetown. "Es el registro de la revelación divina, que es compartido por todas las escrituras".

No hay duda de que Mahoma y su círculo íntimo de discípulos creían en Abraham como el fundador de su fe. El Corán ordena a los musulmanes que sigan la religión de Abraham. Abraham no era judío ni cristiano, pero era fiel en la fe. . . y no unió dioses a Dios.

Mahoma nació en La Meca alrededor de 570. Allí estuvo rodeado de comunidades judías y cristianas, aunque los musulmanes no creen que estas religiones hayan influido en la revelación del Islam. En 622, Mahoma se mudó a Medina, donde su número de seguidores creció rápidamente. Fue reconocido como el último de una serie de profetas, incluidos Adán, Abraham, Moisés y Jesús, todos los cuales aparecen, redefinidos, en el Libro Sagrado del Islam.

El Corán informa que Abraham e Ismail levantaron los cimientos de la Casa. La "casa" es la Kaaba en La Meca, el santuario más sagrado del Islam. Una de las cuatro esquinas de esta pequeña estructura rectangular es una piedra negra sagrada que es un remanente del edificio original. La peregrinación anual a La Meca, el hajj, cuando musulmanes de todo el mundo rodean la Kaaba, refuerza el papel central de Abraham e Ismael en la fe islámica.

El Corán no da detalles sobre el nacimiento de Ismael, pero el Génesis entra en gran detalle. Informa que después de que Agar quedó embarazada, Sara se sintió resentida con ella.Se quejó a Abraham de que cuando el egipcio "vio que había concebido, me volví frágil en sus ojos", y siguió acosando a la niña. Abraham respondió dócilmente: "Mira, tu esclava está en tus manos. Haz con ella lo que creas correcto".

Por consiguiente, Agar huyó de Sara hacia el desierto. Las motivaciones de Sarah son borrosas, pero lo que intriga al rabino Adin Steinsaltz es que actuó independientemente de Abraham cuando las circunstancias lo requerían. Como dijo el rabino, Sara y Abraham eran tan socios como una pareja casada, y "ella permitiría que Agar fuera un instrumento de procreación, pero no le permitiría el honor y el privilegio de ser la amada esposa y compañera de Abraham". Por ley, dijo Steinsaltz, "las mujeres eran bastante independientes. Tenían derecho a poseer propiedades y estaban en pie. Sarah tenía voz, de una forma u otra". Le pregunté si esto convierte a Sarah en la primera gran feminista. "Sí", respondió el rabino.

Dios, por su parte, tomó otra visión de la situación. Un ángel interceptó a Agar cuando, aparentemente de camino a su casa en Egipto, embarazada, se detuvo en un manantial cerca de Kadesh en el Negev. Agar le dijo al mensajero que estaba huyendo de Sara, pero el ángel le ordenó que "regresara con tu ama y sufriera el acoso de su mano". Como consuelo, el ángel le dijo a Agar: "Mira, has concebido y darás a luz un hijo y llamarás su nombre Ismael, porque el Señor ha escuchado tu sufrimiento". Agar obedeció. Nació Ismael (cuyo nombre en hebreo significa "Dios ha oído"). Se decía que Abraham tenía 86 años en ese momento.

Trece años después del nacimiento de Ismael, Abraham, de 99 años, fue convocado por Dios, quien hizo explícita su elección de Abraham como padre de una multitud de naciones. Para simbolizar el significado de este nuevo y exaltado estado, Dios cambió su nombre de Abram a Abraham. Dios también cambió el nombre de su esposa, Sarai, a Sara. Entonces Dios anunció que "yo también te daré de ella un hijo", y al oír esto, Abraham se arrojó sobre su rostro y se rió, diciéndose a sí mismo: "A un centenar de años le nacerá un niño, ¿Sara, de noventa años, dio a luz?

En su siguiente reunión, Dios se apareció a Abraham cuando estaba sentado fuera de su tienda. Abraham miró hacia arriba y vio a tres viajeros entre los árboles. En una habitual muestra de hospitalidad hacia los extraños, fue a buscar agua para lavarles los pies y obsequió a los visitantes con cuajada, leche y un ternero que había cocinado. Esperándolos mientras comían (la escena representada en el famoso grabado de Rembrandt "Abraham entreteniendo a los ángeles", propiedad de la Galería Nacional de Arte en Washington, DC), escuchó a Dios repetir la promesa de que Sara tendría un hijo. Sarah, que había estado escuchando desde el interior de la tienda, se rió para sus adentros, expresando sus dudas. "Después de estar marchita, ¿tendré placer, y mi esposo es viejo? ¿De verdad daré a luz, tan vieja como soy?"

Después de ser anfitrión en Mamre, Abraham se mudó de Hebrón a Beersheba. Dentro de un año nació su hijo Isaac ("el que ríe" en hebreo). Abraham lo circuncidó al octavo día, de acuerdo con la orden de Dios de que todo varón fuera circuncidado.

El Génesis luego habla de una segunda expulsión de Agar. Sarah exigió esto después de observar a Ismael, mucho mayor, jugando y riendo con Isaac, ella quería asegurar la herencia de Isaac, a pesar de que no era el primogénito. Ahora Dios se puso del lado de Sara y le ordenó a Abraham que enviara a Agar e Ismael. Le dijo que "por Isaac será aclamada tu descendencia. Pero también del hijo de la esclava haré una nación, porque él es tu descendencia".

Agar y su hijo fueron desterrados al desierto, pero no estaban solos. Dios los proveyó, dándoles un pozo de agua cuando Agar había perdido toda esperanza. Ismael, dice el Génesis, creció y habitó en el desierto, y se convirtió en un arquero experimentado. La Biblia revela poco más, excepto que su madre le consiguió una esposa egipcia y él ayudó a enterrar a su padre. Esta es la última mención de Agar. La tradición musulmana sostiene que madre e hijo permanecieron juntos en La Meca, y se dice que fueron enterrados en una fosa común & # 8212Hijr Ismail & # 8212 junto a la Kaaba.

Acompañado por Avner Goren, seguí a Abraham a Beersheba. Cuando nos detuvimos en un asentamiento beduino, los niños se apresuraron a mendigar: agua, no dinero. Abraham también necesitaba agua y cavó un pozo en Beersheba, con la esperanza de vivir en paz con los habitantes locales. También plantó un tamarisco, símbolo de abundancia, invocando el nombre del Señor, Dios eterno. En esta etapa, visualizo a Abraham como un proselitista de tiempo completo y un activista de un solo Dios.

El día de nuestra visita a Beersheba fue inusualmente crudo, el Negev acababa de tener más de medio pie de nieve (una de las nevadas más intensas en 50 años) y las palmeras blanqueadas se veían festivas y hermosas. Beersheba fue el hogar del patriarca durante varios años. Un pozo que se dice que fue excavado por Abraham todavía existe en el centro de la ciudad, justo al lado de la concurrida Hebron Road. (Pero ya no proporciona agua).

Reconociendo la importancia espiritual de la ciudad, en 1979 Anwar Sadat, entonces presidente de Egipto, y Menachem Begin, el primer ministro israelí, llegaron a Beersheba para comenzar las negociaciones de paz entre sus dos naciones. Pero mientras Goren y yo estábamos parados en la nieve junto al pozo de Abraham, tres cazas-bombarderos F-16 de la Fuerza Aérea Israelí rugieron sobre nuestras cabezas. El mensaje era claro: Oriente Medio todavía está lejos de una paz real. Lograrlo, reparar el legado espiritual fracturado de Abraham, exigirá un acto de fe extremo por parte de palestinos e israelíes, cuya herencia común es ahora una cuestión de prueba científica. Un estudio reciente del ADN de hombres judíos y árabes del Medio Oriente, entre ellos sirios, palestinos y libaneses, muestra que comparten un conjunto común de antepasados.

La prueba definitiva de la fe de Abraham en el único Dios parece haber surgido en Beerseba, cuando Dios le ordenó a Abraham que llevara a Isaac a la tierra de Moriah y lo ofreciera como holocausto en una de las montañas.

Cuando Abraham e Isaac llegaron a su destino, que según la tradición judía y cristiana era el Monte del Templo en Jerusalén, el sitio actual del santuario de la Cúpula de la Roca, el patriarca erigió un altar. Ató a Isaac y lo colocó sobre una pila de madera en el altar. Pero cuando Abraham levantó el cuchillo para matar a su hijo, el mensajero de Dios gritó desde los cielos: "No extiendas tu mano contra el muchacho y no le hagas nada, porque ahora sé que temes a Dios". Un carnero, atrapado por sus cuernos en un matorral cercano, fue presentado como ofrenda quemada en lugar de Isaac.

En el Corán, Dios prueba de manera similar la fe de Abraham al ordenar el sacrificio de su hijo, pero el hijo y el lugar no se nombran. En sura, o capítulo, 37: 102, 112 Abraham dijo: "¡Oh hijo mío! Veo en visión que te ofrezco en sacrificio". Cuando Abraham muestra su voluntad de cumplir con Dios, se le promete otro hijo, Isaac. Y le dimos las buenas nuevas de Isaac & # 8212 un profeta, & # 8212 uno de los Justos. Por lo tanto, la mayoría de los musulmanes creen que Ismael era el que debía ser sacrificado y que esta prueba ocurrió en o cerca de La Meca.

En Génesis, Abraham regresó a Beerseba. Sara murió en Qiryat Arba, cerca de Hebrón, a la edad de 127 años. Abraham la enterró en la Cueva de Macpela, en una tumba que compró por 400 siclos de plata. Luego envió a un sirviente a la ciudad de Nacor en el norte de Mesopotamia, cerca de Harán, para encontrar una esposa para Isaac. Rebeca fue la mujer elegida. De regreso en Hebrón, Abraham tenía que ser el anciano más ocupado de todo Canaán. Se encontró una nueva esposa y una mujer llamada Keturah, que le dio seis hijos.

Abraham murió a la edad de 175 años. Isaac e Ismael lo enterraron en la cueva de Macpelah junto a Sara.

En cierto sentido, Abraham nunca murió. En el más alto nivel religioso, Abraham y su monoteísmo fueron un modelo para Jesús y sus primeros discípulos cristianos y, mucho más tarde, Mahoma y sus seguidores musulmanes. Hoy todavía se destaca como una figura espiritual única, trascendiendo las fronteras de las grandes religiones. Por muy cuestionable que sea la exactitud de las Escrituras, por muy escasa que sea la evidencia arqueológica e histórica, judíos, cristianos y musulmanes todavía lo veneran como el patriarca.

Una de las expresiones de devoción más conmovedoras que encontré en mis viajes fue un poema corto, "Himno a la bendición de Abraham", que me fue regalado en la Universidad Técnica de Estambul. Fue escrito por un musulmán, Cengizhan Mutlu, y habla del rey Nimrod, que conspiró para matar a Abraham por su monoteísmo. Mi guía turco, Aydin Kudu, proporcionó una traducción improvisada.

Nimrod no comprende esto.

Ibrahim es arrojado al fuego.

No siente dolor, no gime.

Él dice: "Mi Dios me salvará".

Dos ángeles lo habían dicho correctamente.

"Mi Dios me salvará". En estas cinco sencillas palabras está la esencia de Abraham y sus asombrosos esfuerzos. Explican su creencia fundamental de que hay un solo Dios. Esa creencia cambió el mundo para siempre.


Checoslovaquia desde la guerra mundial Ⅱ

La historia de Checoslovaquia es una que debería plagar la conciencia liberal occidental. No es asi. De hecho, los "demócratas" occidentales han ignorado sistemáticamente al único Estado centroeuropeo que, durante los últimos 50 años, ha logrado tres veces producir formas de gobierno racionales y humanas. Un gran mérito de la exhaustiva encuesta de Tad Szulc & # x27 sobre el país es lamentar esta miope falta de preocupación.

Las consecuencias del primer ministro británico Neville Chamberlain y la traición del presidente checo Eduard Benes en Munich están bien documentadas. Pero Occidente no los notó. Diez años más tarde, cuando Stalin subvirtió a Checoslovaquia, "como de costumbre, Occidente parecía saber poco y preocuparse menos por el destino del país".

Lo mismo pasó hace dos años y medio. “El llamado Mundo Libre [aceptó] la invasión sin más que piadosas expresiones de pesar y condena. … La preocupación en Washington y las capitales de la OTAN era… la rapidez con la que la oslovaquia checa podría ser olvidada como un elemento inconveniente en los juegos de las grandes potencias ”.

Pero el Sr. Szulc siente no sólo indignación moral por el hecho de que "los demócratas del mundo se sentaron en sus manos" cuando los rusos invadieron Checoslovaquia en agosto de 1968. También está profundamente decepcionado por la destrucción prematura del experimento de Dubcek & # x27s en socialist democracia, que considera con razón una "metamorfosis fundamental del comunismo tal como lo conocemos".

El libro de Mr. Szulc & # x27s es mucho más de lo que sugiere su título. La primera mitad es una extensa encuesta de 1945-1967 no solo en Checoslovaquia sino en toda Europa del Este: está (en partes) torpemente escrita, infelizmente repetitiva y algunas veces incluso inconsistente. La segunda mitad es la historia de la crisis checa de 1968-1969, mucho mejor organizada y escrita. Tanto es así que casi parece ser de una pluma completamente diferente.

Pero esta segunda mitad también es muy personal: incluye un registro de las actividades periodísticas del Sr. Szulc & # x27 (como corresponsal de The Times) en Praga y sus alrededores hasta su expulsión en diciembre de 1968. Es discutible que a veces haya caído en el Trampa ante todos los periodistas: creemos que porque vemos o hacemos algo en particular, debe ser significativo. A menudo no lo es. Pero el Sr. Szulc no se ha arriesgado y registra no solo que el Embajador de los Estados Unidos fue un perfecto caballero para los reporteros, sino también que el incinerador de la Embajada se incendió por una sobrecarga. ¿Eso realmente afectó la historia de Checoslovaquia?

Aparte de estas críticas menores, el libro ofrece un panorama absorbente de la construcción y luego la decadencia del estalinismo en Checo-Eslovaquia. El Sr. Szulc rastrea con mucha precisión las raíces de la Primavera de Praga a través de la pequeña dictadura de Novotny y los intentos desesperados de apuntalar el sistema en ruinas. Él muestra por qué tales reparaciones parciales fueron ineficaces y por qué Dubcek derribó toda la estructura en 1968 (solo para ser reconstruida un año después). El Sr. Szulc tiene un ojo agudo para las ironías de la política checoslovaca y sonríe ante el vaivén de las ortodoxias que enarbolaron primero a Husak y luego a Dubcek y ahora de nuevo a Husak.

Su esbozo de Dubcek y los dilemas con los que este idealista tímido, oscuro y totalmente comprensivo se enfrentó repentinamente en 1968 es agudo: comprende las complejidades del personaje de Dubcek y no ofrece una solución sencilla. No le da suficiente crédito a Dubcek por su liberalismo humanitario aunque cauteloso antes de 1968, pero eso probablemente se deba a que no tuvo mucho tiempo en Dubcek y la Eslovaquia natal de Dubcek: la prisión de Leopoldov no está en Bratislava La ciudad natal de Dubcek, Trencin, no está en Eslovaquia central.

Su tiempo en Praga, por otro lado, le ha dado al Sr. Szulc una visión cercana del carácter checo, esa curiosa mezcla de romanticismo y pragmatismo que a veces raya (¿se atreve a decirlo?) Al oportunismo. Pero aunque reconoce este rasgo, el Sr. Szulc patina quizás demasiado rápido sobre sus consecuencias, esas características muy poco atractivas del movimiento de reforma que realmente causó que el Kremlin lo destruyera.

Al discutir el uso que los periodistas hicieron de la repentina libertad de prensa en 1968, afirma que "no fueron vengativos". Desafortunadamente, esto no siempre fue así: demasiados periodistas usaron su libertad para ajustar cuentas personales y para salvar sus propias conciencias. No fue casualidad que algunos de los más “progresistas” fueran los que, sólo un año antes, habían sido los más ortodoxos. Y muchos de los peores delincuentes, los que atacaron a la Unión Soviética y a los funcionarios del partido de manera más estridente, ahora se encuentran cómodamente instalados en lujosos apartamentos occidentales, sin hacer nada por su país.

Los rusos tenían razón cuando alegaron que la prensa checoslovaca albergaba oportunistas burgueses.

El Sr. Szulc también comprende muy bien a los rusos y su triste deseo de ser amados, incluso por aquellos a quienes buscan oprimir. Señala que "lo más extraordinario de la participación de la Unión Soviética en Checoslovaquia, de hecho, fue que nunca dejó de sentirse amenazada desde el día en que sus tanques entraron por primera vez en Praga el 9 de mayo de 1945". No es de extrañar que el antisoviético en Checoslovaquia antes de la invasión (que el Sr. Szulc enfatiza con razón) asustó y hirió profundamente a los rusos.

Szulc cree que "la invasión ha sido un fiasco político rotundo para el Kremlin". Seguramente todavía hay pocas señales de ello. Porque, como señala Szulc, a Occidente no le importó mucho: la distensión fue en realidad acelerada por la invasión. Y para la izquierda (tanto nueva como tradicional), la primavera de Praga no está de moda de la misma manera que Cuba y el Vietcong. Dentro de Checoslovaquia, la total "normalización" y destrucción de Husak & # x27 del movimiento de reforma es prueba suficiente del éxito de la invasión, la Primavera de Praga representó una enorme amenaza para la enquistada y poco imaginativa burocracia soviética, después de mucho debate en el Kremlin. tomó lo que era, en sus propias luces, el paso más seguro.

Pero a largo plazo, el Sr. Szulc tiene razón: “El socialismo humano fue la filosofía del experimento checoslovaco y fue una tragedia para el marxismo y el socialismo que los tanques de Brezh nev & # x27 interrumpieran temporalmente este renacimiento de Europa del Este antes de que pudiera ser total y libremente probado ". Muy bien, pero ¿será la interrupción tan temporal?


Colecciones de historia oral

Entrevistas con directores de teatro y artistas realizadas por Rolando Almirante, director cubano activo en el siglo XXI.

Proyecto Arte en acción Historias orales

Entrevistas con directores y fundadores de organizaciones comunitarias locales, estudiantes del programa Arts in Action e inmigrantes del sur de Florida.

Colección de Historia Oral Luis J. Botifoll

Entrevistas realizadas principalmente con miembros de la primera generación de cubanos exiliados desde la Revolución Cubana, incluidos presos políticos, artistas visuales, líderes empresariales, educadores y activistas comunitarios.

Greg Bush Florida Community Studies Colección de historia oral

Entrevistas realizadas por el profesor Gregory Bush y el Instituto de Historia Pública (IPH) sobre los espacios públicos en el sur de Florida, la migración, la gentrificación, la historia de los vecindarios individuales, la vivienda y los servicios comunitarios.

Conversaciones con el Dr. William Butler

Entrevistas de 10 administradores, profesores, fideicomisarios y exalumnos clave de la Universidad de Miami por el Dr. Butler de la década de 1990.

Colección de videos de Joe Cardona

Entrevistas inéditas para el documental Café con leche y entrevistas grabadas en video para el documental José Martí: legado de libertad por Joe Cardona, cineasta independiente.

Colección Graciela Cruz-Taura

Grabaciones en cassette de audio de entrevistas con el historiador cubano Dr. Herminio Portell Vila Amalia Bacardí, esposa del fundador de Bacardí, Facundo Bacardí Massó y del artista Félix Beltrán.

Colección Grandes Leyendas Musicales Cubanas Entrevistas

Entrevistas realizadas por Eloy Cepero con músicos de origen cubano en el Instituto de Estudios Cubanos y Cubanoamericanos de la Universidad de Miami.

Colección Base Naval de la Bahía de Guantánamo

Transcripciones de un proyecto de historia oral sobre Cuba balseros (vigas).

Colección de historia oral de la diáspora haitiana

Entrevistas con personas de ascendencia haitiana que son reconocidas en el mundo de las artes, activismo comunitario, liderazgo cívico y muchas organizaciones profesionales.

Proyecto de película de historia oral de las iglesias negras históricas

Material relacionado con el proyecto cinematográfico & # 8220Historic Black Church Oral History & # 8221 patrocinado por la Facultad de Derecho de la UM & # 8217s Center for Ethics and Public Service.

Colección de Historia Oral de Derechos Humanos

Entrevistas con disidentes cubanos, incluido el Grupo de los 75 y el Damas de Blanco, con un enfoque en la Primavera Negra de 2003 cuando el gobierno cubano arrestó a 75 activistas.

Entrevistas del Proyecto Archivo de Inmigrantes

Copias en DVD de entrevistas con cubanos y cubanoamericanos para el Immigrant Archive Project, producido por Latino Broadcasting Corporation.

Papeles de Diana G. Kirby

Entrevistas de historia de vida con 60 mujeres como parte de un proyecto de investigación que se centra en los patrones de uso de drogas legales e ilegales entre una muestra de refugiados cubanos que viven en los Estados Unidos.

Papeles de Valerie Lester

Entrevistas de historia oral con asistentes de vuelo de Pan Am.

Entrevista a Mildred Merrick

Entrevista a Mildred Merrick por William Walker. Merrick dirigió el Departamento de Referencia de la Biblioteca Richter y trabajó para la biblioteca desde 1959 hasta 1991.

PENSILVANIA. Colección Phillips

Historias orales realizadas por estudiantes de pregrado y posgrado con veteranos de la Segunda Guerra Mundial.

Colección de historia oral de la biblioteca pública de Port Washington

Transcripciones de dos entrevistas con empleados de Pan Am.

Papeles Max Rameau

Entrevistas que documentan el activismo por las personas sin hogar y los pobres dentro de las comunidades del sur de Florida de la diáspora africana, con un enfoque en Take Back the Land y Umoja Village Shantytown.

Proyecto de historia oral de la escuela Rosenstiel

Entrevistas con la facultad de Ciencias Marinas y Atmosféricas de Rosenstiel School of Marine & Amp y otros que discuten la historia y el futuro de la escuela.

Archivo de la comunidad StoryCorps-Warmamas (2013-2015)

El Archivo Comunitario StoryCorps-Warmamas (2013-2015) es una colección de entrevistas con hombres y mujeres alistados, veteranos, sus familiares y amigos. La colaboración entre StoryCorps y Warmamas es parte de StoryCorps & # 8217 Military Voices Initiative, que sirve como plataforma para permitir que las familias de militares compartan sus experiencias.

Colección de transcripciones de entrevistas de Tad Szulc

Transcripciones mecanografiadas de entrevistas grabadas de Tad Szulc & # 8217 con Fidel Castro, Raúl Castro y otros funcionarios gubernamentales en Cuba y con exiliados cubanos en Miami, Florida, de 1984 a 1985, en preparación para el libro de Szulc & # 8217 Fidel: un retrato crítico.

Escuela de Comunicaciones de la UM: & # 8220La última noche en Cuba & # 8221 Video Entrevistas

Un documental que examina las vivencias de los exiliados cubanos que abandonan su tierra natal, con entrevistas a diez cubanos de distintas edades y orígenes socioeconómicos que huyeron de la isla entre 1959 y 1963.

Colección de Historia Oral de la Escuela de Música de la UM

Entrevistas con profesores de la Escuela de Música y otros.

Récords internacionales de World Wings

Historias orales de los asistentes de vuelo de Pan Am afiliados a World Wings International.

Documentos de Ione Wright

Transcripciones de historias orales con ex empleados de Pan Am, con un enfoque en las primeras actividades de la aerolínea en el Caribe y el Pacífico.


La Iglesia Católica: una historia de adaptación y adopción de nuevas tecnologías

Si bien algunas diócesis y parroquias están manejando la crisis de COVID19 mejor que otras cuando se trata de llegar a los fieles a través de la tecnología, la Iglesia en su conjunto está teniendo éxito gracias a una fundación de siglos.

Aunque los críticos, incluidos muchos de los fieles, a menudo ven a la Iglesia católica como anticuada y fuera de contacto con el mundo moderno, la Iglesia a lo largo de la historia ha demostrado su voluntad de responder y adoptar la tecnología de comunicación emergente. La adopción de herramientas modernas de comunicación digital continúa esa respuesta y demuestra la relevancia eterna de la Iglesia. Este progreso de mente abierta se remonta al siglo II, cuando una joven Iglesia católica se comunicaba con tecnología de vanguardia y tendencia.

Hasta ese momento, la forma básica de cualquier libro, definido como obras escritas o colecciones de las mismas, era el rollo. Aunque todavía se usan hoy en día en el judaísmo para la Torá, los pergaminos son en su mayoría tecnología obsoleta. Su lento declive comenzó cuando el códice, páginas de papiro o piel de animal unidas por un lado como un libro moderno, surgió en el siglo II.

Aunque no se volvió universal hasta el siglo IV, el códice fue adoptado cientos de años antes por el cristianismo y la joven Iglesia Católica. De hecho, la mayoría de los manuscritos cristianos de los siglos II y III eran códices. [1] Quizás, como ocurre con la mayoría de los avances en la tecnología de las comunicaciones, la proliferación del códice se debió a su facilidad de uso.

Esto era solo el principio. La historia nos muestra un progreso continuo en la adopción y la santificación de los métodos de comunicación secular. Más allá de los códices del siglo III, los métodos de comunicación de la Iglesia han sido modernos y vanguardistas. El bautismo católico de tecnología de la comunicación se extiende por siglos y continúa en la actualidad. A continuación se presentan algunos aspectos destacados de la historia de la Iglesia Católica en el uso de los medios de comunicación tradicionales para transmitir los mensajes únicos de la Iglesia.

Durante una época en que la imprenta dominaba las comunicaciones de masas, los medios de comunicación y el pionero político, el p. Gabriel Richard, vino a los Estados Unidos y trajo la imprenta a Detroit, Michigan. En 1802, el P. Richard comenzó a publicar Ensayo de Michigan y observador imparcial en Detroit. Fue el primer periódico católico publicado en Estados Unidos. [2] Pasó a ser elegido el primer sacerdote católico en el Congreso de los Estados Unidos, sirviendo un término de 1823 a 1825. [3]

Dos décadas después de que el P. El periódico de Richard comenzó a circular, el Reverendísimo John England fue el primer obispo de Charleston, Carolina del Sur. Muy respetado por católicos y no católicos por igual, el obispo Inglaterra fundó la Miscelánea católica de los Estados Unidos en otra adopción temprana de la tecnología de la comunicación: la impresión, en este caso. [4]

“Si te gusta un periódico católico con chasquido, vigor, coraje, aquí lo tienes. Si te gusta uno que sea fácil de leer, aquí lo tienes. Si te gusta uno que siempre será leal a la Iglesia y no tiene un hacha egoísta para moler, aquí está ”. Mons. Matthew Smith escribió estas palabras en el número inaugural del Registro católico nacional Hace 90 años. Adquirido por Eternal Word Television Network (EWTN) en 2011, el Registrarse ahora es un periódico en gran parte católico distribuido digitalmente y es leído por "decenas de miles de católicos laicos activos junto con más de 800 sacerdotes, 160 obispos, 40 arzobispos y 30 funcionarios del Vaticano", según su sitio web rico en contenido. [5]

"Si Jesús o San Francisco (de Asís) estuvieran vivos ahora, usarían la tecnología moderna para llegar a la gente". Estas palabras de San Maximiliano Kolbe llaman desde su notable tiempo en la tierra a la Iglesia de hoy, recordándonos su misión y cómo llevarla a cabo.

Kolbe, conocido por la mayoría durante su vida como el P. Maximiliano, es más comúnmente recordado como el sacerdote franciscano que dio su vida en Auschwitz para que otro hombre viviera. Aunque su vida terminó en un silencioso martirio, pasó la mayor parte de su viaje terrenal en voz alta, pero con suavidad, proclamando el Evangelio de la manera más eficaz que pudo. Hablando varios idiomas, incluidos ruso, alemán, italiano y latín, además de su nativo polaco, Kolbe fue, en todos los sentidos, un comunicador.

“Nadie puede alterar la verdad”, dijo el P. Maximilian dijo en un artículo de 1940 en su revista, El caballero. “Lo que podemos y debemos hacer es buscar la verdad y luego servirla cuando la hayamos encontrado”. Sirvió a la verdad comunicándola.

Antes de la Segunda Guerra Mundial, el P. El monasterio franciscano conventual de Maximiliano en Niepokalanow en Polonia tenía un periódico diario y una estación de radio, además de El caballero, y se estaba preparando para la televisión. Como líder de servicio, el P. Maximiliano trabajó incansablemente, y a menudo de manera encubierta, con sus compañeros frailes distribuyendo los mensajes de la Iglesia a través de los canales de comunicación más modernos. No cesó durante la guerra, ya que creía que era el momento en que la comunicación de la verdad era más vital. P. Maximiliano creía que la filosofía de Adolf Hitler era la antítesis de todo lo que Cristo representaba, y comunicó esa verdad con precisión, pasión y tecnología. [6]

En su encíclica Miranda Prorsus, El Papa Pío XII defendió lo que llamó "inventos técnicos muy notables que ... llegan a la masa de la gente misma". El Santo Padre se refería a la tecnología moderna y emergente de la época: cine, radio y televisión. La capacidad de estas tecnologías para llegar a las masas fue de particular interés para el Papa debido al deber y la misión de la Iglesia Católica.

El suyo (el de la Iglesia) es el deber, y por una razón mucho más fuerte de la que todos los demás pueden afirmar, de anunciar un mensaje a cada hombre ”, escribió. “Este es el mensaje de la salvación eterna, un mensaje incomparable en su riqueza y poder, un mensaje, en fin, que todos los hombres de todas las razas y de todas las épocas deben aceptar y abrazar.”[7]

Su Santidad el Papa Pablo VI promulgó el decreto del Vaticano II Inter Mirifica, el decreto sobre los medios de comunicación social. El documento reconoció y elogió el valor y el tremendo potencial de la tecnología de la comunicación de la época, específicamente “prensa, películas, radio, televisión y similares”, para proclamar el Evangelio y apoyar el Reino de Dios. En una declaración audaz y un desafío para los líderes de la Iglesia, Inter Mirifica afirmó lo siguiente:

Es ... un derecho inherente de la Iglesia tener a su disposición y emplear cualquiera de estos medios en la medida en que sean necesarios o útiles para la instrucción de los cristianos y todos sus esfuerzos por el bienestar de las almas. Es deber de los pastores instruir y guiar a los fieles para que, con la ayuda de estos mismos medios, puedan promover la salvación y la perfección de sí mismos y de toda la familia humana..[8]

¿Pudo una monja franciscana enclaustrada del siglo XIII haber profetizado el uso de la televisión por parte de la Iglesia? Santa Clara de Asís, fundadora de las Clarisas, la primera monja franciscana y la santa patrona de la televisión, podría haber hecho precisamente eso. Carolos Ferreira, de Salt and Light Media, relata la experiencia milagrosa de Clare:

Una Nochebuena, Clare estaba tan enferma que no podía levantarse de la cama ni siquiera para ir a misa. Mientras las otras hermanas iban camino a la misa, ella se quedó en la cama rezando para poder participar en la misa con su oración. En ese momento, el Señor le otorgó una visión milagrosa, y pudo ver la Misa, aunque estaba lejos de donde estaba sucediendo, como si tuviera lugar en su propia habitación..[9]

Setecientos años después, una monja franciscana, la Madre Angélica, fundó Eternal Word Television Network (EWTN), la primera televisión por satélite católica en los Estados Unidos. Transmitiendo la Santa Misa y la programación católica a las masas junto con sus hermanas, frailes y sacerdotes, dijo la Madre Angélica, & # 8220La fe es lo que te ayuda a empezar. La esperanza es lo que te mantiene en marcha. El amor es lo que te trae al final.”[10]

Si bien Santa Clara de Asís es la patrona de la televisión y San Maximiliano Kolbe es el patrón de los medios de comunicación, tal vez nadie en la historia católica moderna sea mejor conocido como un comunicador progresista como Karol Wojtyla: actor, cantante, poeta, escritor, sacerdote, papa. , Smo. Tomó el nombre de Juan Pablo II cuando fue elegido para suceder al difunto Papa Juan Pablo I en 1978.

Si bien los papas elogiaron y respaldaron la tecnología de comunicación emergente, nadie antes de Juan Pablo II utilizó los medios de comunicación como él. Considerado "El Papa del Pueblo" por el biógrafo James Oram, Juan Pablo II se comprometió con la gente a través de los medios de comunicación mucho antes de su papado. En 1950, el joven P. Karol Wojtyla comenzó a escribir para Tygodnik Powszechny, un periódico católico de Polonia. En la década de 1970, el cardenal Wojtyla publicó artículos en revistas sobre teología, filosofía y sociología mientras continuaba escribiendo regularmente para Tygodnik Powszechny y Znak, una revista mensual. [11]

Durante una visita a los Estados Unidos en 1976, el cardenal Wojtyla tomó nota inmediata y particular de la tecnología de transmisión del país y la libertad de prensa. Dos años más tarde, poco después de su investidura papal, Wojtyla le dijo a un reportero de Associated Press, en inglés: “Amo Estados Unidos. Gracias, Associated Press ". El Papa Juan Pablo II construyó una relación con los periodistas desde ese momento a través de su papado. Respondió a sus preguntas en el idioma en el que se les preguntó. Mostró un gran respeto por la comunicación periodística [12].

El amor del Papa Juan Pablo II por Dios, la Iglesia y la gente se hizo evidente en cada encuentro, ya sea en persona o a través de la tecnología. Usó herramientas de comunicación para construir relaciones personales con los fieles. El biógrafo Tad Szulc describe al Papa Juan Pablo II, el gran comunicador:

El Papa polaco es un hombre de conmovedora bondad y profunda calidez personal, una cualidad que evidentemente comunica a los cientos de millones de personas que lo han visto en persona ... o por satélite o televisión local. Su rostro sonriente es probablemente el más conocido del mundo, ya que Juan Pablo II ha elevado su dominio de la tecnología de las comunicaciones modernas al servicio de su evangelio al estado de la técnica..[13]

Juan Pablo II a menudo se refería a sí mismo como el "Papa peregrino". Su definición de “peregrino” no solo incluía trazar nuevas fronteras geográficamente, sino también tecnológicamente. El Papa Juan Pablo II comprendió la capacidad que la tecnología moderna como la televisión y las computadoras le ofrecían para llegar a grandes masas de personas en persona. El Papa, ahora santo, Juan Pablo II bautizó la tecnología de comunicación moderna y la utilizó para llegar a la gente con el mensaje del evangelio, un mensaje único, utilizando herramientas seculares estándar. [14]

Es apropiado que la Misa de Canonización de Juan Pablo II se transmitiera en vivo por televisión y en línea en vivo.

Las posiciones de los líderes de la Iglesia sobre la tecnología de la comunicación no son muy diferentes en el siglo XXI posterior a Juan Pablo II. Esto podría deberse al relativamente bajo perfil que mantuvo el Papa Benedicto XVI (sucesor de Juan Pablo II), con la excepción de su esfuerzo como el primer Papa en Twitter. O quizás los líderes de la Iglesia moderna ven mucho potencial a medida que la tecnología de las comunicaciones continúa avanzando a un ritmo rápido.

El cónclave que elegiría al Papa Francisco en 2013 se preocupó por la capacidad de transmitir el mensaje utilizando medios de comunicación modernos. La Oficina Papal de hoy existe en una era de comunicación instantánea. Las redes sociales y las plataformas digitales dominan cómo nos relacionamos entre nosotros y cómo la Iglesia se relaciona con su gente. Piénselo ... el Papa está en Twitter. E Instagram. Y el Vaticano está en las redes sociales.

Este es el resultado de la rica historia comunicativa de la Iglesia. En este momento, las parroquias locales y las órdenes religiosas están utilizando tecnología como Facebook y Zoom para llegar a la gente. Sobre la base de sus prácticas pasadas y su voluntad de adoptar el cambio tecnológico, la Iglesia Católica puede haber sido una de las organizaciones más preparadas del planeta para hacer frente a la pandemia actual.

[1] Rev. Dr. Edward Foley, OFM Cap. De edad en edad. (Chicago: Publicaciones de capacitación sobre liturgia, 1991)

[2] "Periódicos católicos". Historia católica. catholichistory.net. 2007

[3] "Richard, Gabriel". Congreso de Estados Unidos. bioguide.congress.gov.

[4] "Periódicos católicos". Historia católica. catholichistory.net. 2007

[5] "Acerca de nosotros". Registro católico nacional. ncregister.com.

[6] Patricia Treece. Un hombre para los demás: Maximilian Kolbe, el "santo de Auschwitz". (Libertyville, IL: Marytown Press, 1993.)

[7] Papa Pío XII. Miranda Prorsus. (Roma: Tipografia Poliglotta, 1957)

[8] Papa Pablo VI. "Inter Mirifica". La Santa Sede. vatican.va

[9] Carlos Ferreira. "Santa Clara de Asís: Patrona de la Televisión". Fundación de Medios Católicos Salt and Light. saltandlighttv.org. 10 de agosto de 2012.

[10] "Comienzo de EWTN". Red Católica Global EWTN. ewtn.com.

[11] James Oram. El Papa del Pueblo: La historia de Karol Wojtlya de Polonia. (San Francisco: Chronicle Books, 1979), 92

[12] James Oram. El Papa del Pueblo: La historia de Karol Wojtlya de Polonia. (San Francisco: Chronicle Books, 1979), 195, 196.

[13] Tad Szulc. Papa Juan Pablo II: La biografía. (Nueva York: Scribner, 1995), 24.

[14] Tad Szulc. Papa Juan Pablo II: La biografía. (Nueva York: Scribner, 1995), 338.


Ver el vídeo: TAD - Stumblin Man OFFICIAL VIDEO